Caja Rural de Ciudad Real ganó 5 millones antes de impuestos en el primer trimestre de 2009, un 14% más de lo previsto

CIUDAD REAL, 13 (EUROPA PRESS)

Caja Rural de Ciudad Real ganó en el primer trimestre de 2009 un total de 5 millones de euros antes de impuestos, lo que significa un 14 por ciento más de lo previsto para este período y un 41 por ciento de la previsión para todo el año, que es de 12 millones de euros de beneficios.

Durante la presentación de los resultados, el director general de la entidad, Miguel Ángel Calama, destacó hoy que estos datos dan a entender que se va a superar de manera clara la cifra que se dio como avance de ganancias para todo el año.

Por otro lado, según agregó Calama, la morosidad, a final del pasado mes de marzo, se situó en el 1,86 por ciento, una de las mejores ratios del sector, recordando en este sentido que la media de las cajas de ahorro está en el 4,29 por ciento y el del sector financiero en general en el 3,81 por ciento.

El director general recordó que, en todo caso, en el último año la entidad ha destinado 18,9 millones de euros a fondos de insolvencias, con un crecimiento del 43 por ciento y un saldo final en este aspecto de 63,3 millones de euros.

Por otro lado, pese a la situación de crisis económica general, Calama señaló que Caja Rural ha crecido en los tres primeros meses del ejercicio a ritmos del cinco por ciento en créditos y préstamos a clientes.

LA DURACIÓN DE LA CRISIS

Por su lado, el presidente de Caja Rural, Luis Díaz Zarco, analizó la actual situación y consideró que, una vez asumida la gravedad de la crisis económica, lo importante ahora es saber cuál va ser su duración.

Con las medidas que sean necesarias tomar, tanto por parte de las entidades financieras, empresas, instituciones y familias, Díaz Zarco estimó que bancos y cajas deben seguir teniendo como principal objetivo apoyara sus clientes, poniendo en marcha las estrategias necesarias para que sea así.

En este contexto, agregó que sería lógico pensar que durante los próximos meses se vaya configurando un nuevo esquema financiero que tenga como hoja de ruta las alianzas o fusiones entre entidades para garantizar su solvencia y liquidez.