Cajamar y Cajacampo abren la danza de fusiones entre las 73 cajas rurales españolas

cajacampo

cajacampo

Cajamar Caja Rural está manteniendo conversaciones con CajaCampo Caja Rural, para la constitución de un “Grupo Cooperativo”, al amparo de lo previsto bajo la ley de cooperativas de crédito -distinto al de las cajas de ahorro- al que se unirán otras cajas rurales, según informaron ambas entidades a la CNMV. “Con está iniciativa se pretende alcanzar una elevada integración económica, financiera y patrimonial, que redundará en el fortalecimiento de la posición competitiva de las dos”, dijeron las cajas. Las cajas rurales españolas se elevan por encima de las 73 entidades.

Cajamar es la mayor cooperativa de crédito y rural en España, con más de 900 oficinas y 4.000 empleados. Con un balance de 25.000 millones de euros, la entidad cerró 2008 con un beneficio neto de 125 millones. El volumen de depósitos de la clientela se sitúa por encima de los 18.000 millones de euros. Cajamar tiene un tamaño mediano dentro del conjunto de cajas de ahorro y es la más grande de las rurales.

CajaCampo, por su parte, mantiene un coeficiente de solvencia del 12,4% superior del más del 50% legalmente exigido, el ratio de morosidad a 31 de diciembre de 2008 era del 3,13%, a 31 de marzo de 2009 este ratio está situado en el 3, 61%, ambos muy inferiores, a la media del sector financiero. El ratio de cobertura de la morosidad superior al 110%, por encima de la media nacional