Economía.- (Ampliación) PSOE propone que UGT presida la comisión de control de Caja Madrid

Pedirá una reunión con Blesa para hablar de su Plan financiero y compartir opiniones acerca de medidas para paliar la crisis MADRID, 16 (EUROPA PRESS) El secretario general del Partido Socialista Madrileño (PSM), Tomás Gómez, anunció hoy que el PSOE propondrá que sea la Unión General de Trabajadores (UGT) quien presida la comisión de control de Caja Madrid, tras un mes bloqueada por el desencuentro entre los diferentes sectores del PP. Tras la rueda de prensa posterior a la reunión de la Ejecutiva, Gómez indicó que ha tomado esta decisión sin haber mantenido ningún proceso de negociación con el resto de las partes implicadas y que han elegido al grupo minoritario "para que no se levanten suspicacias y que no sea ningún socialista". "Es una oportunidad de estabilidad. Estoy convencido de que es la única salida y espero que sea acogida con buen gusto por el resto de colectivos con participación en la comisión de control de la caja", añadió Gómez. Asimismo, anunció que pedirán una reunión con el presidente de la entidad financiera, Miguel Blesa, para explicarles su plan financiero y mostrarles lo que quieren los socialistas que se haga con la política crediticia de Caja Madrid. A juicio de los socialistas, esta entidad financiera no puede seguir como hasta ahora "porque cada día que sigue bloqueada es un día que se está perdiendo en la aplicación de medidas para la recuperación económica de Madrid". "(La comisión) lleva ya un mes paralizada porque el PP es incapaz de ponerse de acuerdo, porque está en descomposición interna y esa descomposición ha llegado también a Caja Madrid", apostilló. En este sentido, criticó que en el seno de este órgano, fundamental para decidir sobre los procesos internos de la entidad, sus responsables "son incapaces de decidir quién tiene que ser el presidente de la comisión". "Gallardón dice que tiene que ser un señor (Fernando Serrano), y Aguirre dice que tiene que ser otro señor (Pablo Abejas)", recordó. De hecho, señaló que han intervenido en la "pelea" hasta el Banco de España y el Registro Mercantil, por lo que los socialistas han decidido intervenir a su manera y proponer para el "desbloqueo" que sea el grupo minoritario el responsable de la presidencia. "Ni papá ni mamá, sino aquel que puede aportar estabilidad en la comisión, y por tanto en la Caja", agregó. "UGT es la entidad que menos representantes tiene, que lo presida y se desbloquee el conflicto que hay en el seno de la comisión y ayude a dar estabilidad y se ponga a hacer lo que tiene que hacer un banco o una caja de ahorros tutelada por la Administración", apuntó, al tiempo que subrayó que en el caso de Madrid, el Gobierno de Esperanza Aguirre "está más ocupado de ver cómo tapa la corrupción y ver cómo pone zancadillas a la comisión de investigación" que en dar soluciones a los problemas de los madrileños. Preguntado por si el PSOE ha tenido en cuenta al resto de los implicados en la comisión para realizar esta propuesta, Gómez señaló que su partido no es "amigo de los pasteleos ni de las negociaciones por debajo de la mesa" y que la situación es "mucho más seria" porque hay desempleados y "empresas que pueden cerrar mañana". "A mí no me parece serio que se estén buscando cuotas de poder o buscando decisiones de permanencia económica o política en la cuarta entidad", arguyó el secretario de los socialistas madrileños, quien aseguró que estaba haciendo el anuncio de forma "pública y sin haber mantenido negociación con ninguna de las formaciones políticas y organizaciones sindicales". Cuestionado por si esta propuesta es una manera de pasar la "patata caliente" al sindicato porque ellos se mantienen en la abstención, Gómez apuntó que no se trata de nada de eso, y que lo han hecho de esta manera "para que no se levante suspicacias" y se establezca la estabilidad con carácter "inmediato". En su opinión, "nadie puede tener ningún tipo de recelo ni problema" con UGT, mientras que, por el contrario, "es evidente que el PP está en una guerra fraticida a muerte: que alguien propuesto por Gallardón no puede ser aceptado por Aguirre, y que alguien propuesto por Aguirre nunca va a ser aceptado por Gallardón". "Queremos que las guerras internas se den en su seno interno y que no dañen a instituciones tan importantes", apostilló. REUNIÓN CON BLESA La semana pasada, Gómez anunció un plan financiero con más de 8.000 millones de euros para ayudar a las pymes, a las familias y a los autónomos ante la falta de financiación y créditos. Dicho plan, señaló hoy el socialista, se va a presentar en los próximos días a la Asociación Española de Banca, a la Patronal Madrileña de Empresarios (CEIM) y a las asociaciones sindicales. No obstante, Gómez recalcó que este plan, "sin duda", debe tener un protagonista en la Comunidad de Madrid: Caja Madrid. "Es inadmisible que con la crisis económica, con la que está cayendo, con más de 380.000 desempleados, y con empresas que todos los días ven en peligro el desarrollo y continuidad de su actividad por la falta de financiación, que el Gobierno siga sin poner medidas encima de la mesa", añadió. Por ello, el PSM va a mantener un encuentro "al más alto nivel" con Caja Madrid, con su presidente, Miguel Blesa, y con los miembros de la Dirección de la Caja para expresarles cuál es su opinión "acerca de la política crediticia que debería llevar Caja Madrid en la Comunidad", señaló. Para Gómez, la ahora quinta entidad financiera "debe ser el instrumento fundamental del relanzamiento económico de la Comunidad, de apoyo a las pymes, a los autónomos y a las familias que quieren una hipoteca para poder adquirir una vivienda". Así, anunció que también van a trasladarle al presidente cuál es su plan de política financiera "para sacar adelante la región de la crisis". Aunque aún no hay fecha, "automáticamente" la pedirán para fijarla en el calendario porque, según subrayó Gómez, tiene "mucho interés" en mantener este encuentro y comentarle lo que, en su opinión" tiene que hacer la Caja en esta situación de crisis y cuánto dinero piensan que tienen que prestar, sobre todo, a los colectivos que recoge su Plan.