Economía avala el cese de consejeros de CCM y responde a Bruselas que no ha contado con ayudas públicas

MADRID, 27 (EUROPA PRESS)

El Ministerio de Economía y Hacienda ha avalado la resolución del Banco de España de cesar y expedientar a 14 ex consejeros de Caja Castilla-La Mancha (CCM) encabezados por su ex presidente Juan Pedro Hernández Moltó, y ha contestado a Bruselas que el rescate de la entidad no ha requerido de ayudas públicas, informaron a Europa Press en fuentes del departamento que dirige Elena Salgado.

Economía ha desestimado así el recurso presentado por los ex consejeros de la caja, en el que solicitaban que se anulara su destitución, al considerar que la actuación del Banco de España, puesta en entredicho por los recurrentes, "ha sido correcta en todo momento".

Por otro lado, fuentes del Ministerio indicaron que la Comisión Europea le ha pedido información sobre la emisión de preferentes realizada por CCM por valor de 1.300 millones de euros, que serán suscritas en su totalidad por el Fondo de Garantía de Depósitos (FGD), para averiguar si este mecanismo podría encubrir algún tipo de ayuda pública contraria a los preceptos comunitarios.

El Ministerio de Economía ha explicado a Bruselas que el FDG en establecimientos bancarios, en cajas de ahorros y en cooperativas de crédito se nutre con aportaciones anuales de las entidades de crédito integradas en cada uno de ellos, por importe del 2 por mil de la base de cálculo, "por lo que no constituye ningún tipo de ayuda pública". En el caso de las cajas, las aportaciones en vigor se sitúan en el 0,4 por mil de la base de cálculo de las aportaciones.

El Ejecutivo español también ha aclarado que el FDG actúa en régimen de derecho privado y que tiene por objeto garantizar los depósitos en dinero y en valores constituidos en las entidades de crédito. Además también puede, en determinados casos, reforzar la solvencia y el funcionamiento de las entidades de crédito.

Con la operación de emisión de preferentes, el ratio de solvencia de CCCM se situará en el 11% y el ratio de recursos propios de primera categoría, el llamado Tier 1, alcanzará el 7,2%.