Junta cree que este "grave problema financiero" lo debe investigar el Banco de España y no un Parlamento regional

TOLEDO, 2 (EUROPA PRESS)

La vicepresidenta y consejera de Economía y Hacienda, María Luisa Araújo, justificó hoy el rechazo de los socialistas a la creación de la comisión de investigación sobre Caja Castilla La Mancha (CCM) solicitada por el PP, en el hecho de que "estamos ante un grave problema financiero" que debe investigar el Banco de España "y no un Parlamento regional".

Durante su intervención final en el pleno de las Cortes que debatió la creación o no de esta comisión de investigación, Araújo reiteró que este "no es el momento" de celebrar esa comisión porque "la inspección no ha acabado", las cuentas de 2008 no están presentadas, y solo hay "cifras provisionales".

Además, recordó que acaba de comenzar el trabajo de los administradores nombrados por el Banco de España, por lo que "no es el momento ni la cuestión", pues "nos encontramos ante un grave problema financiero" y esos, añadió, los investiga "el Banco de España, no un Parlamento regional".

En este sentido, y confirmando el compromiso realizado previamente por el presidente de Castilla-La Mancha, José María Barreda, la titular de Economía y Hacienda, aseveró que "cuando tengamos la información, por supuesto que la vamos a compartir con este Parlamento regional como hemos hecho siempre que hemos tenido información sensible".

No obstante, a continuación especificó que esa información se dará en las Cortes "con el mismo formato" con el que se realizó la que hace años se celebró en sede parlamentaria sobre Caja Guadalajara --es decir, a puerta cerrada--, en aras a "la prudencia y la responsabilidad".

En este punto, la vicepresidenta puntualizó que el Ejecutivo regional ha comparecido siempre en las Cortes para hablar de CCM. "Otra cosa es que no hayamos dicho las cosas que ustedes hayan querido oír" porque "no les hemos dado razón a sus mentiras", pues la caja tiene un problema de liquidez, pero "no tiene un agujero", remató.

En su intervención, Araújo también contestó a algunas de las críticas del PP, considerando que si les hubiera interesado hablar de la caja con el Gobierno autonómico "se hubieran dirigido a la Consejería", y aclarando que es a los órganos de gobierno de la entidad a los que corresponde la responsabilidad de tomar decisiones. "Ellos han hecho de la caja lo que es hoy", con sus aciertos y algunos errores, agregó.

Finalmente, reconoció que el Gobierno de la comunidad autónoma es responsable del control de la caja, aunque esta sea una responsabilidad compartida con el Banco de España, siendo responsable de la gestión de Caja Castilla La Mancha "la propia caja", sus directivos y sus órganos de gobierno, mientras que de la "salida de fondos" responden "sus ruedas de prensa", dijo en alusión al PP.