La entidad no ha notado grandes "fugas de pasivos" ni en oficinas ni en operaciones por Internet

La caja ha contratado un servicio especial para proveer de dinero urgente a las oficinas en caso de necesidad TOLEDO, 31 (EUROPA PRESS) Caja Castilla La Mancha (CCM) no ha notado grandes "fugas de pasivos" ni en oficinas ni en operaciones por Internet desde la intervención del Banco de España, según fuentes cercanas a la entidad consultadas por Europa Press. Estas fuentes explicaron que un servicio exclusivo de Prosegur, contratado por Caja Castilla La Mancha tras la decisión del Banco de España de intervenir la entidad, servirá para surtir a las oficinas de dinero en efectivo de forma urgente en el caso de que sufran retiradas masivas de depósitos. No obstante, este servicio todavía "no ha tenido que ser utilizado", según las fuentes, ya que la entidad no ha notado grandes "fugas de pasivos", ni desde transacciones a través de las oficinas ni a través del servicio bancario por Internet. La tranquilidad ha sido la nota reinante en los dos últimos dos días entre la clientela de la caja castellano-manchega y "se han formado las colas propias de finales del mes", según precisaron estas mismas fuentes. Del mismo modo, reconocieron que cuando la gente acude a las sucursales pregunta y se preocupa por lo que está ocurriendo, "ya que es un tema de actualidad que está en la calle", pero "en general están bastante tranquilos", al igual que los empleados. COMUNICADO A LOS EMPLEADOS En la mañana del lunes, los miembros del Comité de Dirección y los nuevos administradores de la caja se dirigieron a los empleados a través de un comunicado, al que ha tenido acceso Europa Press, en el que se les pedía tranquilidad y un funcionamiento "con total normalidad". En el mismo, detallaban que, a pesar de la excepcionalidad de las medidas adoptadas durante la tarde del domingo, "la caja debe funcionar con total normalidad, continuando todos y cada uno de los empleados desempeñando sus funciones conforme a sus poderes actuales, con la misma profesionalidad y lealtad a la institución que hasta la fecha". En este momento, prosigue el escrito, es "imprescindible" trasladar "con todo el énfasis necesario" esta normalidad a la clientela, ya que las medidas adoptada, incide, "aseguran que CCM cumplirá con todas sus obligaciones frente a terceros", lo que significa que "existe total garantía de sus depósitos". De este modo, y para lograr los objetivos de gestión encomendados "que permitirán normalizar las actividades y operaciones", así como "funcionar adecuadamente", los miembros del Comité de Dirección pidieron a los trabajadores "el máximo esfuerzo y compromiso", ya que las soluciones de futuro, sean cuales sean, "exigen de nuestro continuado esfuerzo, a fin de que impliquen el menor coste posible en términos económicos y sociales".