Sucesos.- Incautados en varias ciudades españolas, entre ellas Ciudad Real, 1.150 cartuchos "regrabables" de Nintendo DS

MADRID/CIUDAD REAL, 12 (EUROPA PRESS) Un total de 1.150 cartuchos "regrabables" para Nintendo DS han sido incautados en varias ciudades españolas, entre ellas Ciudad Real. La operación ha sido realizada por miembros de la Sección de Delitos contra la Propiedad Industrial e Intelectual, de la Brigada de Investigación Especializada (BIE) de la Comisaría General de la Policía Judicial, con la colaboración de agentes de las Jefaturas Superiores de Policía de Cataluña, Valencia, Castilla León y Castilla La Mancha. De este modo, los 15 registros se llevaron acabo en Madrid (5), Barcelona (6), Girona (1), Lérida (1), Valencia (1), Alicante (1), Ciudad Real (1) y León (1), que se han saldado con la incautación de unos 1.150 dispositivos comercializados bajo el nombre 'M3 DS Real'. La investigación se inició tras la denuncia de Nintendo contra la empresa propietaria de una conocida cadena de distribución de productos informáticos, en cuyos establecimientos se comercializaban los dispositivos no autorizados de copia y manipulación de juegos para la Nintendo DS y DS Lite, "que vulneran los derechos de propiedad intelectual e industrial de Nintendo", asegura la compañía. La denuncia se enmarca dentro de una amplia campaña de lucha contra la piratería y la distribución ilegal de dispositivos de manipulación del software. En todos los casos, Nintendo Ibérica contacta previamente con los afectados, les informa de la situación y les ofrece una salida antes de acudir a las autoridades y denunciar la vulneración de sus derechos. EL DOBLE DE JUEGOS PIRATAS. Según informa Nintendo, si los datos publicados por las tres principales páginas webs de descarga de juegos piratas son ciertos, con más de 1,1 millones, las descargas ilegales de títulos como el recetario virtual 'Cocina Conmigo' duplican las ventas reales de este producto. "La realidad, por mucho que algunos interesadamente lo maticen o incluso lo nieguen, es que estos juegos piratas sólo se puede utilizar mediante dispositivos como los incautados", afirman en Nintendo Ibérica. Nintendo se ha realizado "grandes esfuerzos" para contener la distribución ilegal de estos dispositivos. Desde 2008, Nintendo ha apoyado unas 280 operaciones en 16 países, incautando unos 198.000 dispositivos dirigidos a la DS. Nintendo ha contado con la colaboración de las autoridades en Australia, Bélgica, Dinamarca, Francia, Alemania, Hong Kong, Italia, Japón, Corea, los Países Bajos, Nueva Zelanda, Singapur, España, Taiwán, Reino Unido y EE.UU. Dentro de su lucha contra la piratería Nintendo está también apoyando el cierre de las fábricas en China responsables de la producción de los dispositivos no autorizados de copia y manipulación de juegos para las consolas Nintendo DS y DS Lite. Nintendo "continuará persiguiendo la comercialización de dichos dispositivos no autorizados, así como participando activamente en la lucha global contra la piratería".