Un jurado de EE.UU. concede una indemnización de 8 millones de dólares a la viuda de un fumador

  • Miami (EE.UU.), 18 feb (EFE).- Un jurado estadounidense falló hoy que la tabaquera Philip Morris International deberá indemnizar con ocho millones de dólares a la viuda y al hijo de un fumador de Florida que murió en 1997 de cáncer de pulmón, a causa de su adicción al cigarrillo.

Un jurado de EE.UU. concede una indemnización de 8 millones de dólares a la viuda de un fumador

Un jurado de EE.UU. concede una indemnización de 8 millones de dólares a la viuda de un fumador

Miami (EE.UU.), 18 feb (EFE).- Un jurado estadounidense falló hoy que la tabaquera Philip Morris International deberá indemnizar con ocho millones de dólares a la viuda y al hijo de un fumador de Florida que murió en 1997 de cáncer de pulmón, a causa de su adicción al cigarrillo.

La compañía estadounidense indicó que apelará el dictamen emitido por un jurado de seis miembros en un tribunal del condado de Broward, al norte de Miami, informó una fuente judicial.

Stuart Hess, de profesión cerrajero, murió en 1997 a los 55 años de edad y después de ser un fumador habitual durante cuarenta años de cigarrillos de la marca Benson & Hedges, de la tabaquera Philip Morris.

Hess fumó durante 40 años un promedio de dos cajetillas de cigarrillos diarios, según documentos judiciales.

Su viuda, Elaine, y su hijo, David, demandaron a la compañía tabaquera por ocultar los efectos perjudiciales de fumar y su naturaleza adictiva.

El jurado decidió que la tabaquera debía pagar cinco millones de dólares en daños punitivos y señaló que la compañía ignoró de forma imprudente la seguridad en materia de salud del fallecido Hess.

El veredicto incluye además un pago de dos millones de dólares en concepto de compensación por daños y sufrimientos a la viuda, de 63 años, y un millón para su hijo, David, de 34 años, en concepto de daños.

Los Hess habían pedido al jurado una indemnización de 131 millones de dólares.

Se trata del primer caso de demanda judicial de cerca de ocho mil que se presentaron en los tribunales de Florida después de que el Tribunal Supremo desestimara en 2006 una demanda conjunta de 145.000 millones de dólares en indemnizaciones, en un juicio sin precedentes contra la industria tabacalera estadounidense.

El Tribunal Supremo falló que el fumador debe probar de forma individual que el consumo de cigarrillos le causó las enfermedades y los daños que alega sufrir.