El juez del programa británico dice a Susan Boyle: "Ten calma"

LOS ÁNGELES, EEUU (Reuters) - El productor de televisión Simon Cowell dijo el viernes que estaba avergonzado por su reacción inicial ante la nueva sensación británica de la canción, Susan Boyle, pero le advirtió de que haber tenido éxito con los aficionados aún no la convierte en una ganadora.

Cowell, creador y juez de "Britain's Got Talent", dijo que está harto de las noticias sobre el cabello, las cejas y los gatos de Boyle, una escocesa soltera y desempleada de 47 años, y la instó a concentrarse en ganar el concurso televisivo de talentos.

"Ha tenido cuatro semanas para prepararse para la noche más grande de su vida, y tendrá que cantar mejor de lo que lo hizo antes, con todas las expectativas puestas sobre ella. Pero todo podría salir horriblemente mal para ella con tantas distracciones", dijo Cowell a los periodistas en Los Ángeles.

"Ten calma, cariño, para la gran noche - la semifinal. Cierra la puerta, escoge la canción correcta y regresa como quien eres, no como quien quieres ser", le recomendó.

Boyle, una mujer soltera que vive sola con su gato, se hizo famosa a nivel mundial la semana pasada tras sorprender a los jueces con su versión de "I Dreamed a Dream" en el popular programa de talentos. Su interpretación ha sido vista más de 50 millones de veces en YouTube.

"Todos nos sentíamos culpables en el jurado por juzgarla antes de que cantara, y habíamos estado completamente equivocados. Uno lo vuelve a ver y es vergonzoso", dijo Cowell, que es bien conocido por sus duros comentarios como juez del programa de talentos "American Idol".

"Britain's Got Talent" está abierto a cualquier persona. Tiene cerca de 40 versiones en todo el mundo y la cuarta temporada del programa en Estados Unidos, "America's Got Talent", comienza el 23 de junio en la NBC.

"Ahora estoy pensando seriamente que deberíamos realizar otras dos audiciones abiertas (en "America's Got Talent") debido a Susan Boyle. No es necesario que seas una cantante de 47 años a la que nunca han besado, sólo se necesita alguien que diga 'creo que tengo talento y no creo que la gente me vaya a juzgar por mi aspecto'", afirmó Cowell.

Cowell, que también es un ejecutivo discográfico y tiene la posibilidad de contratar a Boyle si gana el programa de talentos británico, viaja cada semana entre Los Ángeles y Londres como juez de "American Idol" y "Britain's Got Talent".

Sin embargo, descarta las insinuaciones de que su vida es estresante: "Sólo es estrés cuando no funciona", afirma. "No me siento bajo ninguna presión cuando emerge algo como Susan Boyle. Sinceramente, es la mejor sensación del mundo", concluyó.