ÚLTIMA HORA 13:51 Un avión con medio centenar de pasajeros se estrella en el norte de Pakistán al poco de despegar

Cathay Pacific plantea a sus empleados vacaciones no pagadas de entre 1 y 4 semanas para evitar despidos

MADRID, 17 (EUROPA PRESS)

La aerolínea asiática Cathay Pacific ha planteado a sus empleados un programa especial por el cual podrán acogerse a un periodo de vacaciones no pagadas que varía entre una y cuatro semanas para ahorrar costes y evitar despidos.

Según informa la compañía en un comunicado, la medida forma parte de una reorganización y plan de recorte de costes para hacer frente a la crisis económica.

La duración de estos retiros laborales (de una a cuatro semanas) dependerá de la antigüedad y categoría del empleado, y se ejecutarán en un periodo de doce meses desde el 1 de mayo de este mismo año hasta el 30 de abril de 2010.

Estas vacaciones sin pago se articularían a través de diferentes fórmulas y alternativas, como días o semanas libres, o también recortes de jornada laboral. Por ejemplo, un trabajador de categoría A que gana 10.000 dólares hongkoneses (unos 988 euros) al mes podría obtener media jornada de descanso al mes durante un periodo de doce meses, y a cambio se le descontarían 384 dólares hongkoneses (unos 38 euros) de su nómina durante seis meses.

El programa ha sido diseñado según tres principios fundamentales, ahorro de costes, mantener inalteradas las operaciones de la aerolínea y lograr el visto bueno de los empleados, que ya han sido consultados "para contribuir con el plan para ayudar a la compañía en este difícil periodo".

Los empleados que lo deseen se acogerán al plan en un plazo que va desde el 20 al 30 de abril, y verán reducido su salario durante seis meses en el periodo junio-noviembre, con el objeto de evitar el recorte de los pagos en diciembre, fecha en la que tradicionalmente se tienen más gastos.

Los altos directivos también están incluidos en el plan, precisó la aerolínea, que recordó que los ejecutivos 'senior' no han recibido subidas de sueldos durante el presente ejercicio, al igual que el resto de la plantilla y que tanto el presidente de Cathay, Christopher Pratt, como el consejero delegado, Tony Tyler, y el director operativo John Slosar han renunciado a sus 'bonus' del ejercicio 2008.

RECORTA UN 8% SU CAPACIDAD Y VENDE CINCO AVIONES.

El programa de recorte de costes de Cathay incluye también un recorte de capacidad del 8% en vuelos comerciales y del 11% en carga para hacer frente al descenso de la demanda del tráfico de pasajeros y de mercancías, y que se aplicará a partir de mayo.

Concretamente, se recortarán frecuencias hacia destinos como Londres, París, Fráncfort, Sidney, Singapur, Bangkok, Seúl, Taipei, Tokio, Bombay y Bahrain-Rihad.

La filial Dragonair recortará un 13% su capacidad a través de reducciones de frecuencias en las rutas a Bengaluru, Busan, Sanya y Shanghai y de la suspensión de los servicios con destino Fukuoka, Dalian, Shenyang, Guilin y Xian.

Con respecto a la flota, Cathay informó de que está negociando al venta de cinco aviones y de que dejará en tierra dos Boeing 747-400BCF de carga.