El subdelegado asegura que la negociación con los afectados por el aeropuerto se está desarrollando bien

CÓRDOBA, 1 (EUROPA PRESS) El subdelegado del Gobierno en Córdoba, Jesús María Ruiz, aseguró hoy que el proceso de negociación con los propietarios de los suelos afectados por la ampliación del aeropuerto "se está desarrollando bien, según los objetivos marcados por AENA, el Ayuntamiento y la ciudad en su conjunto". En rueda de prensa, el subdelegado respondió así después de que siete abogados que representan a propietarios de suelos afectados por la ampliación del aeropuerto han dirigido una carta a la dirección general de Aviación Civil, con conocimiento al ente Aeropuertos Españoles y Navegación Aérea (AENA), en la que denuncian el "procedimiento diferenciador, desigual y discriminatorio" que, en opinión de los letrados, está siguiendo la empresa estatal beneficiaria de la expropiación (AENA) a la hora de hacerse con la propiedad de los suelos objeto de ocupación para facilitar la reforma del aeródromo. Al respecto, el subdelegado manifestó que "en todo proceso de negociación, sobre todo si es largo y complejo, hay distintos posicionamientos en función de cómo van evolucionando esas aproximaciones". Subrayó que "la negociación es difícil y muy numerosa, pero se está desarrollando bien". Añadió que "ahora, en los momentos finales de la negociación, es cuando aparecen esas pequeñas diferencias en las posiciones, pero eso es lógico, normal" y está convencido de que va a finalizar de manera muy satisfactoria para todos. Se mostró confiado en que muy pronto "estará despejado el horizonte y podrá despegar todo el proceso de transformación del aeropuerto de Córdoba". Según señala 'Diario Córdoba' en su edición de hoy, estos afectados son propietarios de más del 60 por ciento del suelo objeto de expropiación y en el que no hay edificaciones. En el escrito se pone de manifiesto que AENA ha tenido dos varas de medir a la hora de hacerse con el suelo necesario para la ampliación del recinto aeroportuario. A este respecto, señalan que "AENA ha dividido a los expropiados en dos grupos, uno de privilegiados (los que poseen viviendas), donde se han realizado tasaciones, pagadas por la beneficiaria de la expropiación, con criterios concretos y a los que se les ha ofrecido un precio ajustado al de mercado y con quienes se han llegado a mutuos acuerdos, habiéndose pagado ya gran parte del precio pactado, y otro grupo, los no agraciados por AENA, que están en situación de inferioridad, injusticia y desventaja, en los que tan solo han sido citados para la ocupación sin ofrecimiento alguno de justiprecio". Para los abogados, esta división "realizada de forma arbitraria" perjudica a unos expropiados en beneficio de otros, por lo que consideran que la "conducta de AENA es ilícita". Para este grupo de afectados, la empresa estatal que gestiona los aeropuertos españoles hace una distinción entre iguales que "la ley no señala y que la Constitución rechaza". Por ello, solicitan a través de esta queja una reunión con el director general de Aviación Civil con el objetivo de iniciar la fase de justiprecio con los mismos criterios que se han seguido con el resto de los propietarios.