Arranca mañana la Operación de Semana Santa en la que se prevé que se desplacen 1,9 millones de vehículos en Murcia

Se contará con medio millar de agentes, de los que 245 serán efectivos de Tráfico de la Benemérita, y el resto policías locales

MURCIA, 2 (EUROPA PRESS)

Tráfico prevé que en la Región de Murcia se produzcan 1,9 millones de desplazamientos de vehículos durante la Operación Especial que se ha establecido con motivo de la Semana Santa 2009, y que dará comienzo mañana, en una primera fase de la 'Operación Salida', a las 15.00 horas y hasta las 00.00 horas del próximo domingo, día 5; mientras que una segunda fase, comenzará a partir del mediodía del Miércoles Santo, finalizando a las 00.00 horas del día 13, con la 'Operación Retorno'.

En dicha operación, que hoy presentó el delegado del Gobierno en Murcia, Rafael González Tovar, acompañado del jefe provincial de Tráfico, Francisco Jiménez, confluirán los esfuerzos de todas las Administraciones Publicas titulares de las vías, la Jefatura Provincial de Tráfico, la Dirección General de Carreteras de la Comunidad Autónoma, el Subsector de Tráfico de la Guardia Civil y los agentes de Policía Local de cada Ayuntamiento.

Al respecto, Jiménez precisó que habrá en funcionamiento un total de 16 radares fijos y ocho móviles, al tiempo que aumentarán los controles de alcoholemia; todo ello con el objetivo de que haya "cero fallecidos".

Asimismo, señaló que la 'Operación Salida' se concentrará los días de Miércoles Santo, desde las 15.00 hasta las 21.00 horas; y Jueves Santo, de 10.00 a 16.00 horas. No obstante, el día "fatídico" será el Domingo de Pascua, de las 10.00 a las 15.00 horas; mientras que los problemas de tráfico "más importantes" se concentrarán en el nudo de Espinardo.

El delegado del Gobierno informó que "en todas las principales carreteras, durante los días y horas de mayor afluencia de tráfico, se establecerán servicios de control de regulación y vigilancia extraordinaria, a cargo de la Agrupación de Tráfico de la Guardia Civil, Policías Locales de las poblaciones situadas en los itinerarios más frecuentados".

Para ello, se contará con unos 500 agentes, de los que 245 serán efectivos de la Agrupación de Tráfico de la Guardia Civil, y el resto corresponderá a Policías Locales con el apoyo permanente de la Comandancia de la Guardia Civil.

En cuanto a las medidas especiales de regulación de Tráfico, durante la Semana Santa se establecen restricciones para realización de pruebas deportivas en vías de comunicación, y de circulación de vehículos con transporte de mercancías peligrosas o aquellos que precisen autorización especial para circular, así como maquinaria de servicios automotriz.

SÓLO UNA VÍCTIMA MORTAL EN 2008

Durante la presentación de esta operación, González Tovar también realizó una valoración sobre la accidentalidad en la Semana Santa del pasado año, en la que se registró en las carreteras de la Región un total de 29 accidentes con una sola víctima mortal, seis graves y 41 leves.

No obstante, respecto al año anterior el número de accidentes fue superior, aunque las consecuencias fueron más leves, de tal modo que se registraron dos víctimas mortales y un 33 por ciento más heridos graves.

Es especialmente significativa la serie recogida desde el año 1993, en la que se pone de manifiesto que el número de accidentes en estas fechas ha disminuido un 45 por ciento y el número de heridos un 47 por ciento. Sin embargo, el dato más relevante es que en 15 años, 2008 fue el primero en el que sólo hubo una víctima mortal, cuando la media ha sido de 4,3 personas fallecidas por año en estas fechas.

En lo referente a la preparación del viaje, se puede consultar con el Servicio de Información de Tráfico en Internet 'www.dgt.es', o en el teléfono '900 123505', los números destinados específicamente por las compañías telefónicas o teletexto de las distintas cadenas nacionales.

Finalmente, el delegado del Gobierno hizo un llamamiento a la responsabilidad, pues "a pesar de las medidas especiales que se ponen en marcha y la movilización de tantos medios técnicos de gestión del tráfico, no es posible conseguir la necesaria seguridad y fluidez del tráfico, sin la colaboración de todos los usuarios de las vías públicas.

Por ello, insistió en que "se actúe con prudencia, paciencia, respeto a las normas y señales, a las indicaciones de los agentes y se haga caso de los itinerarios alternativos obligados o aconsejados; que se cumplan las normas para disfrutar de las vacaciones y regresar sin problemas".

TRAMOS CONFLICTIVOS E ITINERARIOS

La Jefatura Provincial de Tráfico en Murcia señala como tramos conflictivos la A-7, en la localidad murciana. En concreto, con la conexión con la RM-602 a Fuente Álamo y Cartagena, y RM-603 a Murcia; la conexión con la RM-3 de Totana a Mazarrón; los accesos a Lorca; y la conexión con la RM-11, en la autovía a Águilas.

En la A-30, se sitúan en el enlace con la A-7, la circunvalación de Murcia, el enlace con la RM-19 a San Javier y zonas del Mar Menor; el enlace con la AP-7 (Crevillente-Cartagena) y accesos a la carretera de La Manga; y los accesos a Cartagena.

En la AP-7, en los accesos a San Pedro del Pinatar, a San Javier, la conexión con la RM-312 a Cabo de Palos y La Manga, los accesos a Cartagena; y en la MU-30, la circunvalación de Murcia, desde la A-30 a la RM-15.

Igualmente, se concentran en la RM-19, de las A-30 a San Javier, en la intersección con la N-332 (travesía de San Javier), acceso a la AP-7 y playas del Mar Menor; y, por último, en la RM-300 y RM-301, desde Murcia a San Javier, así como en todos los accesos de Murcia.

Para ello, los itinerarios básicos y complementarios que se han establecido son en la AP-7, de Crevillente a Cartagena; en la A-7, de Barcelona a Algeciras; A-30, de Albacete a Cartagena; A-91, de Granada a Puerto Lumbreras; RM-3, de Totana a Mazarrón; MU-30, circunvalación a Murcia; y CT-33, acceso a la dársena de Cartagena.

Así, los itinerarios alternativos para el tráfico procedente de la A-30 para continuar por la A-7 dirección Andalucía será el desvío en el kilómetro 127,300 de la A-30, dirección Molina de Segura para enlazar allí con la N-344, dirección Alguazas, y desembocar en la A-7, dirección Andalucía; y una segunda opción, de continuar por la A-30, dirección Cartagena hasta el kilómetro 146 para enlazar con la MU-30 hasta desembocar en la A-7, dirección Andalucía.

Para el tráfico procedente de la A-7 y continuar por la A-30 en dirección a Cartagena-Mar Menor, el primer itinerario es que el tráfico procedente de Almería y Granada se desvíe en Alhama por la RM-2 para enlazar con la A-30 a la altura del kilómetro 169; y el segundo, para el tráfico procedente de Alicante, circular por la N-340 hasta Murcia para enlazar con la ronda sur y desembocar en la A-30 a la altura del punto kilométrico 146.

Por último, el itinerario alternativo para el tráfico que venga de la Comunidad Valenciana con destino a Almería, será utilizar la AP-7, de Alicante-Cartagena-Vera.

Igualmente, se instalará una cuña en el kilómetro 763 de la A-7, sentido Almería, procediéndose al corte y coneado del carril derecho para facilitar el acceso de los vehículos procedentes de la A-30 a la plataforma de la A-7, para el tráfico de Madrid con destino a Andalucía.

En el kilómetro 136,700 de la A-30, se procederá al cierre del carril de incorporación procedente de la N-301-A (Molina de Segura) sentido Cartagena; y al corte y coneado del carril derecho de la A-30, sentido Albacete, en el kilómetro 659 de la incorporación de la A-7 a la A-30.

En el acceso de la avenida Juan de Borbón a la A-7, se procederá al corte y coneado de dicho acceso para facilitar la incorporación a la A-30 en el kilómetro 135, del tráfico procedente de la A-7. En ese mismo punto, se cortará el acceso de la A-30, sentido Murcia, a los vehículos que pretendan acceder a la A-7, sentido Alicante.