Cabildo grancanario aprueba el Plan Especial de Transporte Público y Modo Guiado entre la capital y Maspalomas

LAS PALMAS DE GRAN CANARIA, 18 (EUROPA PRESS)

El Consejo de Gobierno del Cabildo de Gran Canaria ha dado hoy aprobación inicial al Plan Especial de Transporte Público con Infraestructura Propia y Modo Guiado entre Las Palmas de Gran Canaria y Maspalomas.

Una vez redactado el proyecto y finalizado el periodo de alegaciones, el Cabildo optó por la alternativa ya prevista en el Avance del documento de prolongar la línea en ambos extremos norte y sur, extendiéndose respectivamente desde San Telmo a Santa Catalina en Las Palmas y desde el Veril-La Malez hasta Meloneras en San Bartolomé (Playa del Inglés-Maspalomas).

Entre los objetivos de este plan se encuentra la mejora de la calidad del servicio público de transporte en el principal eje de comunicación de la isla, que tiene en la actualidad un importante nivel de congestión, implantando un modo de transporte que ofrezca rapidez, comodidad y fiabilidad a los usuarios.

Aumentar la participación del transporte público en la movilidad en el corredor, atrayendo usuarios del transporte privado, potenciar la movilidad entre los núcleos poblacionales más importantes y con mayor expansión de la isla y proporcionar una mayor y mejor accesibilidad a la población a sus lugares de trabajo y a los servicios, son otros de los fines.

Asimismo, se han introducido mejoras en el Plan, que se centran en adecuar puntualmente el trazado seleccionado de la infraestructura ferroviaria para mejorar su integración con la infraestructura viaria en los enlaces con la Avenida del Cabildo junto a la Estación de Telde con la inclusión de una rotonda a distinto nivel para posibilitar una conexión directa. La GC1 en Las Puntillas (Ingenio) ampliando el falso túnel hacia el sur, el Polígono de Arinaga (Agüimes) creando un falso túnel y modificando puntualmente el trazado y el Tarajalillo (San Bartolomé de Tirajana) trasladando el trazado hacia el interior.

El objetivo principal de interés insular establecido por el Plan Insular de Ordenación para este Plan Territorial, es el de planificar la organización y ordenación del transporte público colectivo en la zona sureste de Gran Canaria entre Las Palmas de Gran Canaria y Maspalomas, que acoge aproximadamente al 80 por ciento de la población insular y el 85 por ciento de su actividad económica, ambos en constante crecimiento, previendo la introducción de sistemas de transporte en plataforma exclusiva y modo guiado.

La separación del empleo de la residencia por la situación y condición singular de la actividad turística, un crecimiento importante del tráfico y un bajo nivel de utilización del transporte público, están originando un aumento de la movilidad, que está, a su vez, llevando a niveles cercanos al colapso algunos de los principales ejes de la red viaria insular, y en especial a la autopista.

De todo ello se deriva la conveniencia de implantar un nuevo modo de transporte que participe en la resolución del problema de la movilidad en el corredor y contribuya al desarrollo sostenible del mismo, para facilitar la conexión de la isla con las redes transeuropeas del transporte, a través del Puerto de la Luz, el Aeropuerto de Gran Canaria y el Puerto Industrial de Arinaga.

Este medio se enmarca en la política de la Unión Europea favorable a la creación de nuevas redes de transporte ferroviario en áreas con un grado de saturación alto de población, y entre infraestructuras de transporte de primer orden: puertos y aeropuertos internacionales.