Del Río reclama al Gobierno central que "cumpla sus compromisos" con la conexión de la Autovía del Camino

La Rioja y Navarra intensificarán sus relaciones para mejorar los servicios y la calidad de vida de los ciudadanos LOGROÑO, 16 (EUROPA PRESS)

El consejero de Presidencia, Emilio del Río, reclamó hoy al Gobierno central que "cumpla sus compromisos" con La Rioja en materia de infraestructuras, principalmente en desarrollar la conexión de la Autovía del Camino con la N-232 y la AP-68. Afirmó que Navarra finalizó las obras en 2007, mientras el Ejecutivo central en este tiempo "no ha hecho nada".

El también portavoz del Gobierno riojano realizó estas manifestaciones minutos antes de la reunión que mantuvo con el consejero de Relaciones Institucionales del Ejecutivo navarro, Alberto Catalán.

Un encuentro, que según explicó Del Río, pretendía "hacer un seguimiento de los acuerdos, de los convenios firmado en años anteriores, y para intensificar estas buenas relaciones de colaboración y cooperación entre dos comunidades vecinas que mantienen un magnifica relación institucional al igual que personal".

El consejero de Presidencia riojano afirmó que "tenemos muchas cosas en común y áreas en las que trabajamos ambos Gobiernos, que se traduce en la mejora del bienestar de todos los ciudadanos".

Entre ellas, citó Del Río que "vamos a seguir reivindicando y trabajando con Navarra para que el Gobierno central cumpla sus compromisos en materia de infraestructuras en La Rioja, sobretodo con la conexión de la Autovía del Camino", en la que "no se ha hecho absolutamente nada".

Precisó que "lo único licitado a finales del año pasado es un ramal para conectar la autovía y la autopista dotado con 5 millones de euros", si bien se ha realizado "con más de cuatro años de retraso". De todos modos, afirmó que "de la gran obra, que es la conexión con el Polígono de la Portalada, seguimos sin saber nada".

Del Río también criticó, en el caso del desdoblamiento de la N-232, que mientras Navarra ya lo ha desdoblado en su tramo, "no avanza este desdoblamiento en La Rioja". Indicó que "las infraestructuras no solo son un elemento de desarrollo, ya que en este momento de crisis son un revulsivo y un elemento de reactivación económico y de empleo".

Por su parte, Alberto Catalán, aseguró que las relaciones políticas y personales de La Rioja con sus responsables políticos "es magnífica", incluso dijo que existe "cierta complicidad entre los dos Sanz, para intentar buscar el bienestar de sus ciudadano".

El consejero navarra apuntó que hay serie de elementos que une a navarros y riojanos tales como el Ebro, el Camino de Santiago, la Cultura del Vino, o la "importante industria agroalimentaria, además de cuestiones de vecindad".

Por otro lado, indicó que Navarra "ha hecho un esfuerzo económico importante para garantizar las conexiones con las ciudades más importantes, sobre con las limítrofes como Logroño, Zaragoza y País Vasco, para que sean seguras, ágiles y rápidas".

Recordó que con el desdoblamiento de la N-232, su Ejecutivo se comprometió a que estuviera realizado en su tramo para la Expo de Zaragoza de 2008, algo que "cumplimos", al igual que la Autovía del Camino finalizada para 2007, y que "ha permitido que la comunicación entre Logroño y Pamplona sea más rápida, más ágil y sobretodo más segura", siendo además "un foco económico muy importante", concluyó Catalán.