Habilitado un carril de Párroco Pablo Díez en el entorno de Araú (León), cerrado por el desprendimiento de la fachada

Los trabajos de consolidación del edificio continuarán hasta el día 27, momento en el que podría habilitarse un carril más al tráfico LEÓN, 25 (EUROPA PRESS) El Ayuntamiento de San Andrés del Rabanedo (León) ha habilitado al tráfico uno de los carriles de la calle Párroco Pablo Díez, dirección a la Virgen del Camino, tras el informe emitido por la dirección de obra del proyecto de restauración del edificio Araú, carril que permanecía cerrado tras el desprendimiento registrado en la fachada oeste del conjunto arquitectónico. El desplome se produjo el pasado día 19 de febrero, momento en que el Ayuntamiento decidió cerrar al tráfico de personas y vehículos el tramo de Párroco Pablo Díez colindante con el Araú. El tráfico se desvió por calles adyacentes, tanto en dirección a León como en dirección a La Virgen del Camino, según informó el Ayuntamiento de San Andrés del Rabanedo en una nota recogida por Europa Press. Las previsiones de la dirección de obra apuntan que los trabajos de estabilización del edificio concluirán el próximo viernes día 27, momento en el que podría quedar abierto al tráfico un nuevo carril y estar operativo uno en cada sentido. La división entre los carriles en uso y la zona de protección se establecerá con divisiones físicas de hormigón prefabricado de un metro de altura. En la actualidad se realizan los trabajos de consolidación del edificio Araú y una vez finalizados y asegurada la estabilidad del conjunto, se procederá a desmontaje de la cubierta de fibrocemento y otros elementos como la estructura de madera, labores que previsiblemente concluirán a mediados del próximo mes de marzo. Asimismo, uno los trabajos del edificio continuará con normalidad mientras que en los edificios 2 y 4 se paralizarán hasta que se consolide el edificio 3, afectado por el derrumbe del hastial. El edificio Araú se distribuye en cuatro bloques sobre los que actúa el proyecto de rehabilitación. Contempla además un quinto edificio de nueva construcción que será destinado a auditorio. El conjunto arquitectónico, antigua fábrica de embutidos, es una muestra de la industria fabril de finales del siglo XIX de estilo neoclásico tardío con edificaciones de estilo modernista.