La Semana Santa finaliza sin accidentes mortales en las carreteras vascas

BILBAO, 14 (EUROPA PRESS)

La Semana Santa ha finalizado sin que que haya producido ningún accidente mortal en las carreteras vascas. La Operación especial de Tráfico para esta festividad comenzó el pasado miércoles 8 de abril y finalizó ayer, lunes de Pascua, sin que se hubieran registrado accidentes de gravedad.

Según informó el Departamento vasco de Interior "la ausencia de accidentes graves de este año, es similar al balance registrado en el transcurso de la Semana Santa del pasado 2008".

Durante la fase de salida, que comenzó el pasado miércoles a mediodía, se registraron colas de hasta tres kilómetros de longitud en la AP-1, a la altura de Armiñón en sentido Madrid, y en la A-8 en Biriatu, en sentido hacia Francia, con retenciones que llegaron a alcanzar un kilómetro de longitud en su momento álgido.

El día de Jueves Santo por la mañana, todavía en la fase de salida, las retenciones se repitieron en Armiñón y en Biriatu, y además se produjeron también en Bizkaia, en la autopista A-8, a lo largo de la Margen Izquierda en sentido Cantabria.

Interior precisó que ayer "la normalidad fue la tónica general en las carreteras vascas, ya que no se registraron ni accidentes ni retenciones de importancia" según informaron desde la Ertzaintza.

Únicamente, a partir de las 17,30 horas, se produjo una ralentización del tráfico, por momentos, en el descenso de la autovía A-15, poco antes de la incorporación en Andoain con la carretera N-1, sentido Donostia, por un aumento en la afluencia de vehículos.

En Gipuzkoa, por su parte, está previsto que esta fase de retorno se extienda también a lo largo del día de hoy, entre las 08,00 y las 22,00 horas, para regular la gran afluencia de camiones prevista al finalizar la habitual prohibición en festivos para vehículos pesados.