Los sindicatos piden criterios pedagógicos en vez de religiosos para elegir las fiestas, con descansos cada 6 semanas

De cara al próximo año, rechazan adelantar los días de fiesta de la Semana Santa y piden continuar con vacaciones en la de Pascua LOGROÑO, 25 (EUROPA PRESS) Los sindicatos con representación en la enseñanza pidieron hoy criterios pedagógicos, en vez de religiosos, para elegir las vacaciones de los centros escolares. Además, apostaron por establecer descansos cada seis semanas, acercando el calendario riojano al europeo. Representantes de las organizaciones sindicales de la Junta de Personal Docente (FETE-UGT, CC.OO, STE-RIOJA, ANPE, CSI-CSIF y STAR) ofrecieron hoy una rueda de prensa para rechazar la propuesta de calendario escolar 2009-2010 de la Consejería de Educación. El representante de UGT, Jose Manuel Aydillo, en calidad de portavoz de los presentes, explicó que su rechazo se debe a la decisión de Educación de eliminar la Semana de Pascua y adelantar los días de fiesta de la Semana Santa al lunes, martes y miércoles de la semana natural en que se celebre Jueves Santo y Viernes Santo. Aydillo puso el acento en que, a la hora de establecer el calendario, es necesario basarse en "criterios pedagógicos" y, bajo este punto de vista, el calendario tiene que ser "equilibrado y repartir los días de descanso" en los trimestres. Bajo este prisma, el inicio del mes de abril, y de la primavera, debe tener necesariamente, en su opinión, una semana de vacaciones para que los alumnos puedan "descansar" del segundo trimestre; "el más duro". Esta semana coincide, en esta ocasión, con la de Pascua y, por tanto, los profesores apuestan, en un plazo inmediato, por mantenerla. En cambio, a largo plazo lo que piden es abrir el debate del calendario para desvincular los descansos de las fiestas religiosas y que, por tanto, la semana de descanso de primavera exista tanto si coincide con la Semana Santa como si no. Jueves Santo y viernes santo se descansarían aparte. Así pues, en el rechazo de los profesores a eliminar la Semana de Pascua confluyen un rechazo inmediato, ya que no ven criterios "pedagógicos" para hacerlo; y una cuestión de fondo, que si se va a cambiar el calendario se reabra el debate sobre el mismo, pero en toda su extensión, y se desvincule el descanso de Semana Santa del descanso del inicio de la primavera, porque este año coinciden, pero en otra ocasión no lo harán. En este sentido, apuestan por acercarse a Europa y que se garantice un descanso (que puede ser de días o de una semana) cada seis semanas. La tendencia, consideró Aydillo, no debe ser ir a aumentar los días lectivos, ya que "si la ley marca 175 es porque son suficientes". A su juicio, "no es racional" que el calendario esté "marcado" por cómo cae la Semana Santa, algo que depende "del ciclo lunar", señaló. En la elección de las vacaciones, subrayó, "deben primar criterios pedagógicos", porque con el descanso necesario en el tiempo preciso "los escolares rendirán más". Así pues, reclamaron a la Consejería de Educación que sea "valiente" y reabra el debate, aun sabiendo la dificultad de contentar a todas las partes (padres y profesores), y siempre pensando en el alumno. En cuanto a su rechazo a eliminar la Semana de Pascua, han recabado ya 1.800 firmas.