Blanco apuesta por profundizar en el diálogo social para afrontar la crisis

  • Madrid, 10 may (EFE).- El ministro de Fomento, José Blanco, aboga por profundizar en el diálogo social para afrontar la crisis económica y asegura que es "muy difícil" pactar con el PP porque "va en dirección contraria" a las decisiones impulsadas desde el G-20 y desde la Unión Europea.

Blanco apuesta por profundizar en el diálogo social para afrontar la crisis

Blanco apuesta por profundizar en el diálogo social para afrontar la crisis

Madrid, 10 may (EFE).- El ministro de Fomento, José Blanco, aboga por profundizar en el diálogo social para afrontar la crisis económica y asegura que es "muy difícil" pactar con el PP porque "va en dirección contraria" a las decisiones impulsadas desde el G-20 y desde la Unión Europea.

Así lo asegura durante una entrevista que publica hoy el periódico Público en la que apuesta por avanzar en el diálogo con aquellos que "de verdad quieren arrimar el hombro" y no persiguen ni "abaratar el despido ni más privatizaciones".

Blanco asegura que para hacer frente a la crisis y generar empleo el Gobierno impulsará la colaboración público-privada en las obras de reforma de las autovías antiguas antes del verano e implementará los trabajos de mantenimiento y conservación, "que son las que más empleo generan, más que las nuevas".

También subraya las nuevas prioridades del ministerio, como contribuir "decididamente" a la lucha contra el cambio climático, que "pasa por el tren para pasajeros y para mercancías", y reitera que el Gobierno invertirá más en ferrocarril que en carreteras porque es la "respuesta estratégica ante un cambio de modelo productivo".

José Blanco quiere que España sea conocida por ser el país de los "trenes rápidos y limpios".

El ministro también apuesta por desbloquear antes del verano las reformas que deben acometerse en las antiguas autovías impulsando la colaboración público-privada en obras pendientes de ejecutar.

Sobre el presupuesto cercano a los 30.000 millones de euros que según las constructoras harían falta durante tres años para acometer un plan de inversión extraordinaria en infraestructuras, Blanco señala que "no se puede hablar de cifras" y que se trata de estudiar actuaciones concretas ya que lo importante no es lo que se gasta sino "dónde y cómo".

"A veces, pequeñas actuaciones generan más empleo que grandes obras. Tenemos que hacer reformas para competir mejor", asevera, tras poner como ejemplo que los puertos españoles "están demasiado aislados" de la red de transporte ferroviario y que "merece la pena conectarlos".

Asimismo, confirma que el AVE llegará a Valencia en 2010 y que dará prioridad a las inversiones ferroviarias hacia el norte, aunque también al Corredor del Mediterráneo y cree que en Galicia la llegada del tren de alta velocidad se retrasará aún más tras el cambio de trazado entre Lubián-Ourense.

Preguntado por el nuevo modelo de gestión de los aeropuertos españoles aseguró que "necesita un poco de tiempo" y que el Gobierno estudia como compatibilizar la participación privada con la de las comunidades autónomas, aunque asegura que la intención del ministerio es "tener el control mayoritario" en la gestión.

Sobre el traspaso del tren de cercanías a Cataluña, apunta que es "cumplir" con el Estatuto catalán y con una "hoja de ruta", que según explicó "llevará también a alcanzar un acuerdo sobre financiación autonómica".