Rojas (IU) reclama a Espadas "las medidas prometidas para limitar el tráfico motorizado" en el centro


SEVILLA|

El portavoz municipal de Izquierda Unida en Sevilla, Daniel González Rojas, ha exigido este miércoles al Gobierno de Juan Espadas (PSOE) que "se deje de excusas" y ponga en marcha de una vez las medidas prometidas para limitar el tráfico motorizado en el Casco Antiguo, a fin de rebajar los altos niveles de contaminación ambiental que soporta esta zona de la ciudad y de proteger su patrimonio histórico.

González Rojas ha denunciado que, un año y medio después de iniciarse el actual mandato, "seguimos sin conocer cuál es el modelo de Espadas para regular la circulación en el distrito más turístico y monumental de Sevilla". Y ello a pesar de que, en su momento, el alcalde llegó a asegurar que en septiembre de 2015, "como muy tarde", tendría listo un plan integral de tráfico para el Casco Antiguo.

Según asegura Rojas, la "triste realidad" es que el PSOE ha continuado con la "nefasta política de movilidad" desarrollada por el anterior Gobierno de Zoido (PP) que, como se recordará, derogó en 2011 el llamado Plan Centro, sin aportar "ninguna alternativa", dando vía libre de nuevo al tráfico privado indiscriminado en las calles del casco histórico. Una medida que no ha sido revisada hasta ahora por Espadas y que, en los últimos cinco años, ha traído consigo "más atascos y un evidente empeoramiento de la calidad de vida de los vecinos de la zona".

Desde IU consideran que urge recuperar las políticas que anteponían al peatón, la bicicleta y al transporte público frente al coche privado. "Pero para Espadas esta cuestión no resulta prioritaria", advierte Rojas. De este modo, ha lamentado que la mesa de trabajo sobre movilidad, "inaugurada a bombo y platillo por el alcalde", haya sido finalmente "relegada al ostracismo", dándose al traste así con todas las promesas de Espadas destinadas a construir, de forma participativa, una ciudad más habitable y sostenible.

Al hilo de esto, el máximo responsable municipal de IU ha recriminado también a Espadas el proceso iniciado para privatizar un plan de movilidad que, en la práctica, se ha convertido en la "excusa perfecta para no hacer nada en esta materia" y que, según los propios cálculos del Gobierno local, no verá la luz hasta finales de este mandato, con lo que "a lo mejor con suerte en el verano de 2018 nos enteramos de cuál es su modelo de ciudad".

EL PLAN CENTRO

Rojas se ha mostrado convencido de que, si existiera un Plan Centro, "o algo que se le parezca", no hubiera sido necesario, por ejemplo, el carril específico que el Ayuntamiento acaba de habilitar en la Alameda de Hércules para los servicios de emergencias. Esta actuación, como las polémicas señales colocadas en algunos carriles bici, prohibiendo el tráfico de bicicletas en determinadas franjas horarias, dan cuenta, según el portavoz de IU, de la "política de bandazos" de una Delegación de Movilidad que, según ha dicho, está instalada en la "permanente improvisación" y funciona "sin ton ni son" y a base de "continuos parches".

Por todo ello, Rojas ha pedido a Espadas que sea "valiente" e impulse, de una vez, un conjunto de medidas para restringir el uso del vehículo privado en el Casco Antiguo y avanzar así hacia una ciudad con más calidad de vida y con una mejor accesibilidad y seguridad vial. "Si al alcalde le da miedo llamarlo Plan Centro, pues que utilice otra denominación, pero que haga algo ya en esta dirección", ha enfatizado el portavoz de IU, quien ha dejado claro que, "si queremos aspirar a ser capital verde europea algún día", resulta imprescindible garantizar cuanto antes un casco histórico menos saturado de coches, contaminación y ruidos.