Dos turistas dicen que fueron obligados a abandonar Cancún junto a 200 españoles más en condiciones inseguras

MADRID, 7 (EUROPA PRESS)

Cuando Laura y Enrique viajaron a Cancún el 26 de abril había empezado el "boom del virus", pero desde la Agencia de Viajes no se opusieron a que comenzaran sus vacaciones en México. Dos días después, les prohibieron hacer una excursión y ya no pudieron salir del hotel. El 30 de abril, un papel en un tablón de anuncios en nombre de la compañía por orden expresa de la Organización Mundial de la Salud (OMS), las Autoridades Sanitarias y el Ministerio de Exteriores les informaba de que su vuelo de vuelta se adelantaba.

"Nos teníamos que volver sí o sí porque no había otro remedio, sino nos teníamos que quedar allí en cuarentena", recordaba Laura, a la vez que se quejaba de que no recibieron "mucha explicación" por parte de la Agencia que ahora les ofrece una compensación económica por los días de vacaciones perdidos.

El 1 de mayo, en el viaje de autobús hacia el aeropuerto, el guía de la agencia les tranquilizó diciéndoles que todo se va a hacer en condiciones de seguridad porque "la gente estaba bastante nerviosa". "Cual es nuestra sorpresa que nos encontramos allí, sueltos en el aeropuerto, sin mascarillas o protección alguna", subraya Laura, mientras muestra fotos del día de vuelta en el aeropuerto, donde los operarios llevaban mascarillas y los españoles hacen cola sin ellas.

Todavía en suelo mexicano, les pasaron un panfleto para que pasaran un "control sanitario". Sin embargo, no recibieron mascarilla ninguna y tan sólo les pusieron un termómetro en la frente para asegurarse de que no tenían fiebre.

En este sentido, desde la agencia de viajes aclaran que el vuelo se adelanta como "medida preventiva" y que "las medidas higiénicas las tiene que tomar la autoridad sanitaria del país porque dentro del avión es terreno de la agencia, fuera no". Mientras que desde el Ministerio de Exteriores reconocen que se ha recomendado a los touroperadores que "faciliten el que los españoles que quieran regresar antes puedan hacerlo" y apuntan que el organismo encargado de "llevar la batuta" de las condiciones de seguridad para evitar posibles contagios en el aeropuerto es el Gobierno de México.

NO LES DEJAN "NI PISAR" EL INSALUD.

Volvían de unas vacaciones que terminaron antes de tiempo, pero su "pesadilla" no hacía sino comenzar. Al tratar de volver al trabajo, sus empresas, por un "miedo" que también ellos comprenden, prefieren esperar 10 días a su reincorporación para evitar el contagio.

Sin síntomas de ningún tipo tratan de hacerse alguna prueba que demuestre su buen estado, han acudido al Insalud, al 112 y al Ministerio de Sanidad con el mismo resultado: "ninguno se hace responsable a la hora de hacerles pruebas". De hecho, Laura destacó que en el Insalud le dijeron que no puede "ni pisarlo" por temor a un posible contagio.

Enrique recordó que el 112 no les puede hacer pruebas sin síntomas y que la mutua de su empresa no tiene medios, por lo que la única salida posible es el Ministerio de Sanidad. "Vengo supuestamente apestada, pero me siento estupenda y no quiero que me dejen sin trabajo por culpa del Ministerio de Sanidad", argumentó.

Recuerdan que volvieron en un vuelo con más de 200 españoles más en la misma situación. "Es una pesadilla, sólo falta que salgamos por la calle y te señalen con el dedo. La empresa no te quiere en el sentido de que no vayas a trabajar si vienes de México y el Insalud no te asegura nada, ni el 112 sino tienes ningún síntoma, y el Ministerio te dice que se preocupe la empresa, así que estamos solos prácticamente en esto", añadió.