Los alojamientos extrahoteleros asturianos mejoran los resultados del primer trimestre de 2007, pese a la crisis

OVIEDO, 30 (EUROPA PRESS)

Los alojamientos extrahoteleros asturianos registraron durante el primer trimestre del año un descenso en su actividad con respecto al mismo periodo del año anterior. Tanto los cámpings como los apartamentos y los establecimientos de turismo rural vieron cómo descendía el número de turistas y de pernoctaciones y la tasa de ocupación, según informó el Principado mediante una nota de prensa.

Así lo refleja el informe presentado hoy por el Instituto Nacional de Estadística (INE). Sin embargo, la comparación entre ambos periodos tiene un margen de error considerable, ya que mientras que en el 2008 la Semana Santa se celebró en marzo, por lo que sus resultados ya están incluidos en el balance trimestral, este año tuvo lugar en abril.

En cambio, si se comparan con el 2007, año récord para el sector turístico asturiano y en el que la Semana Santa también fue en abril, el balance del INE revela que el sector ha conseguido cifras incluso mejores. El número de turistas creció un 60,1 por ciento en el primer trimestre del 2009 con respecto al mismo periodo del 2007.

Las pernoctaciones aumentaron un 75,7 por ciento y la tasa de ocupación, un 1,07 por ciento. Si se analiza por tipos de alojamiento, los campings incrementaron sus clientes un 75,2 por ciento; el turismo rural, un 44,9 por ciento; y los apartamentos un 167,5 por ciento.

El balance del mes de marzo es muy similar. Los alojamientos extrahoteleros pierden en comparación con el 2008, que incluye la Semana Santa, pero crecen sobre el 2007. El saldo de turistas en marzo, si se coteja con el año récord para el turismo regional, aumenta un 79,6 por ciento, el de pernoctaciones, un 105,6 por ciento; y la tasa de ocupación, un 2,21 por ciento.

El resto de las comunidades autónomas que engloban la marca España Verde presentan unos datos parecidos a los del Principado. Sin embargo, Asturias es la región que más ha conseguido atenuar el descenso de turistas con respecto al 2008 en este primer trimestre del año. Mientras que los alojamientos extrahoteleros del Principado perdieron un 10,6 por ciento de sus clientes, el descenso de Cantabria fue del 13,6 por ciento, el del País Vasco, del 15,8 por ciento y el de Galicia, del 23,5 por ciento.