Adolfo Domíguez mantiene el freno a su plan de expansión en 2009 y cerrará tiendas no rentables

MADRID, 7 (EUROPA PRESS)

Adolfo Domínguez tiene previsto invertir en su ejercicio fiscal 2009 alrededor de 8,5 millones de euros en la apertura de 25 puntos de venta, frente a los 101 inaugurados el pasado año, al tiempo que analizará "todas y cada" una de las tiendas para cerrar aquellas que mantengan la tendencia negativa de ejercicios anteriores.

Según consta en la información remitida a la Comisión Nacional del Mercado de Valores (CNMV), la firma de moda cerró el pasado ejercicio --entre el 1 de marzo de 2008 y el 28 de febrero de 2009-- con una red de 603 puntos de venta (tiendas propias, franquicias y 'corners' en El Corte Inglés), 64 más que el año anterior, después de sumar 101 y registrar 37 bajas.

El "crítico momento" por el que atraviesa el mercado motivó que la compañía decidiera abandonar la implantación de 19 tiendas que tenía ya contratadas y cerrar otras 19, lo que impactó "de forma notable" en sus resultados, ya que la rescisión de estos contratos supuso un coste total no recurrente de 3,5 millones de euros. Los ingresos por cesión de locales ascendieron a 450.000 euros.

En el ejercicio 2009, en el que las perspectivas de mejora del consumo "no se vislumbran a corto plazo", el grupo mantendrá su "plan de análisis y ajuste de necesidades", al tiempo que seguirá actuando en la vertiente comercial para atraer ventas, con un incremento de las acciones de promoción.

EL BENEFICIO CAE UN 74%.

Adolfo Domínguez obtuvo un beneficio atribuible de cuatro millones de euros en su último ejercicio fiscal, cerrado el pasado 28 de febrero, lo que supone un descenso del 74,13% en relación con los 15,8 millones del año anterior.

La cifra de ventas descendió un 2,41% al cierre del ejercicio, hasta 187,9 millones de euros, mientras que el margen bruto de explotación (Ebitda) retrocedió un 30,48%, hasta 23 millones de euros.