MásMóvil registra pérdidas hasta el mes de junio por los impactos contables


MADRID|
  • El operador de telecomunicaciones perdió 151,3 millones de euros en el primer semestre por el impacto negativo de la contabilidad del convertible de ACS.

  • En las primeras cuentas que presenta desde su salto al mercado continuo, la compañía ha anunciado unos ingresos de 609,2 millones, un 13% más que hace un año.

  • Te interesa leer: MásMóvil, primera firma en España en dar el salto del MAB al Mercado Continuo. 

MásMóvil multiplica por 17,4 sus pérdidas hasta junio por impactos contables

MásMóvil multiplica por 17,4 sus pérdidas hasta junio por impactos contables

El operador de telecomunicaciones MásMóvil perdió 151,3 millones de euros en el primer semestre de 2017, 17,4 veces más que en el mismo periodo de 2016, por el impacto negativo de la contabilidad del convertible de ACSy costes no recurrentes de la integración, ha anunciado hoy la compañía.

En un comunicado a la Comisión Nacional del Mercado de Valores (CNMV), MásMóvil, que adquirió Yoigo y Pepephone el año pasado, ha informado de que, sin estos impactos extraordinarios, tuvo un beneficio ajustado de 19 millones de euros en el periodo.

Impacto negativo 

MásMóvil ha explicado que la contabilidad del convertible de ACS, que ya ha sido refinanciado, impacta negativamente en el beneficio neto en 140,5 millones de euros, mientras que los costes no recurrentes derivados entre otros motivos de la integración, en 15,7 millones.

En el comunicado, MásMóvil ha explicado que el convertible de ACS tiene consideración de instrumento híbrido y por tanto cualquier variación en el precio de la acción subyacente tiene impacto en los resultados.

El 13 de julio, la compañía renegoció los términos del convertible, por lo que, a partir de esa fecha, y sujeto a la aprobación de la CNMV, no habrá más cargos financieros de no-caja y MásMóvil espera que una parte relevante de esos 141 millones sea reclasificada como patrimonio neto.

En las primeras cuentas que presenta desde su salto al mercado continuo, la compañía ha anunciado unos ingresos de 609,2 millones de euros entre enero y junio, un 13% más que hace un año.

El ebitda reportado se situó en 87,3 millones de euros, un 56% superior, mientras que el recurrente, sin tener en cuenta los gastos no recurrentes y el plan de incentivo al Management a largo plazo, se situó en 104,3 millones, un 87% superior.

Aumento de confianza 

La compañía ha aumentado su confianza en alcanzar su objetivo de obtener un ebitda recurrente de más de 200 millones de euros en 2017 y actualizará sus objetivos "antes de o en la comunicación de los resultados del tercer trimestre".

A cierre del periodo, el grupo, que presta sus servicios a través de sus cuatro marcas principales, Yoigo, MásMóvil, Pepephone y Llamaya, cerró el segundo trimestre del año con más de 4,8 millones de clientes, un 14% más que el año pasado, de los cuales más de 4,5 millones son de móvil y 277.000 de banda ancha fija.

En cuanto a la huella de fibra, a final del semestre MásMóvil contaba con 7,5 millones de hogares pasado con esta tecnología, 1,3 millones con despliegue propio y el resto fruto del acuerdo mayorista con Orange.

La deuda neta sin convertibles se situó a 30 de junio en 393 millones de euros, frente a los 336 a final de 2016.