Arranca el ciclo formativo dual de Transporte y Logística en colaboración con empresas de Motril


MOTRIL (GRANADA)|

El delegado de Educación de la Junta en Granada, Germán González, ha visitado el Puerto de Motril, donde se ha reunido con los 19 alumnos que han iniciado el Ciclo Formativo Dual de Grado Superior sobre Transporte y Logística que se imparte en el IES La Zafra en colaboración con empresas de la comarca.

Se trata de una formación profesional en la que se alternan la educación reglada con prácticas en las trece empresas de la comarca que se han adherido al proyecto, ha señalado la Autoridad Portuaria en una nota de prensa.

Según el delegado, "la FP dual va más allá de los planes de prácticas tradicionales ya que, por un lado, las empresas pueden adaptar el currículo académico a sus necesidades de formación y, por otra, se convierten en empresas que imparten contenido formativo con valor curricular". Este sistema de formación, aunque novedoso en Andalucía, cuenta con una larga tradición en países como Alemania, Austria, Dinamarca, Suiza.

La alcaldesa de Motril, Flor Almón, ha destacado la apuesta de la Junta de Andalucía para sacar adelante este proyecto, al tiempo que ha puesto el acento en la colaboración entre las instituciones públicas y la empresa privada. "El presente y el futuro económico y social pasa por esa simbiosis, teniendo en el puerto el principal exponente", ha afirmado Almón.

Francisco Álvarez de la Chica, presidente de la Autoridad Portuaria, ha subrayado "la sensibilidad de la Consejería de Educación para leer correctamente un ámbito productivo y social como el que se está produciendo en el entorno del puerto".

También ha agradecido el compromiso del equipo docente del instituto La Zafra y de las empresas. La dinámica del curso establece que el centro educativo impartirá los conocimientos teóricos y la empresa completará los contenidos vinculados a la formación práctica.

Los proyectos de Formación Profesional Dual (o en Alternancia) se plantean para que las empresas que conforman el tejido productivo de la zona y los centros educativos formen alumnos que estén en sintonía con la demanda laboral.