Educación prestará especial atención a los alumnos de Ceuta y Melilla cuya lengua materna no es el castellano

CEUTA, 16 (EUROPA PRESS) El Ministerio de Educación, Política Social y Deporte introducirá el próximo año académico medidas específicas para atender la falta de competencia lingüística en castellano de los estudiantes de las ciudades autónomas de Ceuta y Melilla cuya lengua materna no es el español. En Ceuta, según datos oficiales, más del 60 por ciento de los alumnos de Educación Infantil tienen el árabe como primera lengua y la ciudad es líder regional nacional en lo que a tasas de fracaso escolar se refiere, por encima del 50 por ciento. La iniciativa permitirá que en las clases de Lengua Española de segundo y tercer ciclo de Educación Primaria y en Secundaria los estudiantes cuyo idioma materno no es el castellano dispongan, en grupos de hasta ocho alumnos, de un profesor dedicado a mejorar sus competencias lingüísticas desde la perspectiva de la enseñanza del español como nueva lengua y con una atención especial a la vertiente oral, según detallaron fuentes educativas a Europa Press. Estas clases específicas arrancarían el próximo curso, probablemente en fase piloto en alguno de los colegios cuyo alumnado llega o roza al cien por cien de estudiantes arabófonos. Esta fue una de las principales conclusiones de las Jornadas de Coordinación entre las Direcciones Provincial del Ministerio en Ceuta y Melilla, donde se presentó esta propuesta orientada a "que se haga efectiva la calidad de la educación para todo el alumnado, la equidad, la inclusión educativa y la no discriminación" que formará parte de un Plan de Atención a la Diversidad que aspira a ser "un elemento compensador de las desigualdades personales, culturales, económicas y sociales con flexibilidad para adecuar la educación a la diversidad de aptitudes, intereses, expectativas y necesidades del alumnado a los cambios que experimenta el alumnado y la sociedad". Los representantes ministeriales se comprometieron en ese foro a multiplicar el personal dedicado específicamente a la Atención a la Diversidad en los centros educativos de las dos ciudades autónomas. Igualmente, aseguraron que los colegios dispondrán de autonomía para, en el marco legal vigente, trasladar esas clases especiales a sus alumnos de Educación Infantil, donde el colectivo docente entiende que son más necesarias para "atajar lo antes posible el problema".