Plataforma de Religión en la Escuela denuncia el "caos y la discriminación" de la asignatura en los institutos asturianos

El colectivo denuncia "graves irregularidades en el cumplimiento del decreto autonómico establecido por la Consejería".

OVIEDO, 06 (EUROPA PRESS)

La Plataforma Asturiana de 'Religión en la Escuela' calificó hoy a través de un comunicado de "caos" la situación de la asignatura en los centros educativos asturianos tras la aplicación del decreto autonómico que regulaba esta materia. El colectivo ha elaborado un estudio de la situación de la asignatura de Religión y su alternativa en bachillerato en los institutos de Asturias.

Según este estudio, la "mayoría de los alumnos de Atención Educativa (AE) no van o se van de clase". En cuanto a la materia de Religión, ocho institutos con la asignatura a séptima hora mantienen a los alumnos en el centro y en otros 30 se van para casa.

El colectivo sostiene que en otros doce centros no hay alumnos de Religión "bien por no haberse matriculado o por abandonar la materia una vez iniciado el curso debido al transporte en la zonas rurales o por presiones de diversa índole en los propios centros".

Asimismo, la Plataforma considera que la negativa por parte de la Consejería de Educación a entregar a los centros unas orientaciones "precisas" sumada a unas directrices "ambiguas difundidas por la autoridad educativa", han propiciado que "muy pocos alumnos pudieran optar por la asignatura libremente y en igualdad de condiciones".

Para el colectivo, ésta es la "principal causa de la lamentable pérdida de matrícula de Religión en el bachillerato y la raíz de la actual situación que consiente graves irregularidades en el cumplimiento del decreto autonómico establecido por la Conserjería".

La Plataforma considera "flagrantemente incumplidas" las negociaciones entre el Principado y la Iglesia a final del curso 2007-2008, en las que se acordó que la asignatura de Religión estuviera en horario regular con Atención Educativa como alternativa y "no se contemplaba en modo alguno que los alumnos de AE se pudieran ir para casa sin más, ni se condenaba a la asignatura de Religión a ser impartida en la séptima hora, como está sucediendo en muchos centros".

La Plataforma denunció, a tenor de los datos recabados en los centros, "la situación de discriminación que sufren la asignatura de Religión y su alumnado en bachillerato". "La penalización que padecen los alumnos que eligen esta asignatura en bachillerato atenta gravemente contra el derecho de padres y alumnos a recibir una educación según sus convicciones y en unas condiciones dignas", por lo que exigen "una actuación eficaz que permita el cumplimiento el decreto autonómico".