sexual

SANTA CRUZ DE TENERIFE, 4 (EUROPA PRESS)

La publicación 'Sexpresan', proyecto multimedia para la educación afectivo-sexual editada por la Consejería de Educación, Universidades, Cultura y Deportes del Gobierno de Canarias, por medio de la unidad de publicaciones de la Dirección General de Ordenación e Innovación Educativa, ha suscitado un gran interés por parte de la Associaçao para o Planeamento da Família (APF) de Lisboa (Portugal), organización de naturaleza no gubernamental involucrada en la educación sexual en la escuela, según informó la Consejería en una nota.

Elaborado por el Colectivo Harimaguada se distribuyó en el curso pasado a todos los centros de Educación Secundaria de Canarias, está también a disposición de los centros educativos en la web de la Consejería de Educación.

'Sexpresan' aborda temas que afectan directamente a la juventud y que inciden en la sociedad actual (los embarazos no deseados, las infecciones de transmisión sexual y del VIH, la violencia de género o la homofobia), aspectos que deben tener en los centros educativos un espacio para la información y el asesoramiento.

Se trata de un material innovador, presentado en CD-ROM con tecnología multimedia, que contiene las películas de la serie Sexpresan, sus guías didácticas y actividades interactivas para ser realizadas por el alumnado en el ordenador, glosarios, enlaces web, entre otros.

Este material didáctico fue presentado en un seminario organizado en Lisboa en el que participaron profesorado y técnicos de la APF, que lo valoraron de forma excelente. Duarte Vilar, director ejecutivo de esta asociación, ha solicitado de forma oficial a la Consejería de Educación del Gobierno de Canarias la autorización para traducir, adaptar y editar este material en portugués.

El material está dirigido especialmente al alumnado de Educación Secundaria Obligatoria (ESO), y fomenta el trabajo autónomo, tanto en contextos de educación formal como de educación no formal.

Es una herramienta informática avanzada, ligada a las tecnologías de la información (TICs) y a la comunicación, con la que el profesorado y el alumnado pueden desarrollar procesos de enseñanza y aprendizaje de forma individual y colectiva en materia de educación afectivo-sexual y coeducación, utilizando el lenguaje digital, el ordenador y las aulas de informática.

Todo ello permite además, afrontar con eficacia las exigencias que la LOE propone alcanzar, fomentando competencias básicas como son: la autonomía e iniciativa personal, la competencia para aprender a aprender, el tratamiento de la información y la competencia digital, así como la competencia social y ciudadana.