La Universidad Complutense quiere rebajar su deuda con los 62 millones en sentencias a su favor

  • Madrid, 24 abr (EFE).- El rector de la Universidad Complutense de Madrid, José Carrillo, ha asegurado hoy que negociará con la Comunidad de Madrid para que le permita destinar los 62,5 millones que el Gobierno regional le debe, por dos recientes sentencias a su favor, a reducir la deuda de 143 millones que tiene la institución.

La Universidad Complutense quiere rebajar su deuda con los 62 millones en sentencias a su favor

La Universidad Complutense quiere rebajar su deuda con los 62 millones en sentencias a su favor

Madrid, 24 abr (EFE).- El rector de la Universidad Complutense de Madrid, José Carrillo, ha asegurado hoy que negociará con la Comunidad de Madrid para que le permita destinar los 62,5 millones que el Gobierno regional le debe, por dos recientes sentencias a su favor, a reducir la deuda de 143 millones que tiene la institución.

Durante un desayuno de prensa organizado por Europa Press, Carrillo ha recordado que la Complutense ha ganado tres juicios a la Comunidad de Madrid, que el primer caso, relacionado con el plan de Inversiones de 2008, ha supuesto un pago en diciembre por parte del Ejecutivo regional de 21 millones de euros.

Con respecto a los otros dos fallos favorables a la Complutense que la universidad por el momento no ha cobrado -una sentencia sobre el plan de Inversiones de 2010 que supone 43 millones de euros y otra de 19,5 millones del plan de Inversiones de 2009-, el rector ha indicado que están negociando "la forma en que se va a pagar" estas cantidades y que le gustaría invertirlas en el pago de la deuda.

Carrillo ha indicado que la Complutense tiene una deuda importante, de 143 millones, y que incluidos los pagos de los intereses de demora esta supone a la institución universitaria un "recorte anual" de "entre 20 y 30 millones de euros".

El rector ha indicado que la actualidad no es "momento para invertir" y que está negociando con la Comunidad de Madrid tanto el pago como la autorización para que esas cantidades se puedan utilizar a la reducción de la deuda, que ha considerado un objetivo "prioritario".

Sobre los posibles efectos de la privatización de la gestión hospitalaria en centros con la categoría de hospital universitario, ha opinado que tiene un "efecto negativo" para las universidades", más allá de las consecuencias sobre la salud" en los pacientes.

En este sentido, ha hecho referencia a un informe en el Reino Unido que dice que la privatización de hospitales supone la muerte de 20.000 personas en últimos diez años "por no tener los tratamientos adecuados".

Ha recordado que dos hospitales públicos universitarios de la Comunidad de Madrid tienen relación con la Complutense y ha indicado que la externalización no garantiza "en absoluto" la "calidad de la docencia" ni la "estabilidad" del personal ni los "recursos necesarios".

Tras ser cuestionado por la posibilidad de que la Comunidad de Madrid trate de externalizar la gestión universitaria, Carrillo ha contestado que es una pregunta que deben contestar representantes del Ejecutivo regional.

No obstante, aunque ha señalado que el decreto ley que motivó en el pasado un plante de las universidades al Ministerio de Educación contiene a su entender todos los elementos "para esa privatización", ha añadido que "otra cosa es que exista la voluntad política de hacerlo" y que, a diferencia de los hospitales, existe una "autonomía universitaria".

Carrillo ha indicado que la subida de tasas universitarias ha motivado un "déficit" de 400.000 créditos en las matrículas de los estudiantes en este año, lo que supone que por término medio los alumnos se han matriculado este año de una asignatura menos, lo que conllevará que "se tardará más en cursar los estudios".

Además, ha agregado que el precio de los posgrados ha subido un 30 % y que ha habido una bajada en el número de matrículas de "entre un 15 y un 20 %", lo que significa que "muy buenos estudiantes han tenido que suspender sus estudios".

El efecto de la crisis "también lo están notando la privada", ha proseguido, ya que la matriculación en estas universidades se ha reducido y existen "demandas de transferencias de alumnos que proceden de la privada".

Carrillo ha considerado que las universidades madrileñas no podrían "soportar más recortes" presupuestarios, que ha cifrado en 106 millones de euros en el conjunto del sistema público madrileño.

Sobre la huelga de recogida de basuras que finalizó ayer en la Complutense, ha indicado que los paros se debieron a la "introducción de nuevos planteamientos por parte de la empresa" a los trabajadores y no a la deuda de la universidad con esta, de dos millones de euros.

El rector de la Complutense ha asegurado que estuvo reunido hasta las cuatro de la mañana de ayer tanto con la empresa como con los sindicatos para dar fin al conflicto y exponer que la universidad "mantendría sus garantías en el futuro".