Delegados de PIDE protestan ante la Consejería de Educación por la "agresión continua" a la enseñanza pública extremeña

MÉRIDA, 25 (EUROPA PRESS) Una veintena de delegados del sindicato PIDE se concentró hoy ante las puertas de la Consejería de Educación, en Mérida, para protestar por la "agresión continua" que a su juicio dicha administración está practicando hacia la enseñanza pública en Extremadura, a tenor del "aumento paulatino y descarado" de la red de centros concertados "en detrimento" de la enseñanza pública que se está produciendo. En declaraciones a los medios al inicio de la concentración, el presidente de PIDE en Extremadura, José Manuel Chapado, reclamó así a la Junta el inicio de negociaciones para la reducción "paulatina" de la red de centros concertados en Extremadura, así como que estos sirvan a los "intereses" y "necesidades reales" de la red pública. De igual modo, Chapado solicitó a la Consejería de Educación que se retomen las negociaciones "pendientes" desde el Acuerdo de las Mejoras de las Condiciones Laborales del Profesorado firmado en el 2006, del cual "más del 50 por ciento" de sus estipulaciones "todavía no se han llevado a cabo". Además, exigió la convocatoria de una nueva Mesa Sectorial de Educación para iniciar las negociaciones del nuevo acuerdo que entrará en vigor, según dijo, a partir del 1 de enero de 2010. Tras anunciar que su sindicato registrará durante la mañana de hoy en la Consejería de Educación un documento con dichas reivindicaciones, Chapado criticó igualmente la "falta de negociación e información" de la administración educativa respecto a asuntos como la prórroga de los planes de refuerzo o cualquiera de las otras medidas que, afirmó, "de vez en cuando se le ocurren", como la implantación obligatoria del portugués. Rechazó también que la Consejería de Educación "oficialmente" no haya convocado aún, según apuntó, a los sindicatos educativos a una mesa para debatir la Ley de Educación extremeña, y afirmó que "en todas las negociaciones que se están produciendo se toman decisiones en la mayoría de los casos de forma unilateral por parte de la consejería y siempre va en perjuicio de la enseñanza pública y de su profesorado". "Falta negociación, voluntad y lo único que hay son grandes titulares en la prensa donde se toman medidas sin tener en cuenta al profesorado, ya sea en los centros o a través de sus representantes legales", sentenció Chapado, quien lamentó además que la administración educativa no haya negociado, según indicó, el "cambio" de las condiciones laborales del profesorado por la implantación de los planes de refuerzo educativo de los institutos de Secundaria de la región. FUSIÓN DE CENTROS Por otra parte, alertó de que actualmente la Consejería de Educación está planteándose la fusión de varios centros de la región y el aumento de conciertos educativos en las localidades "más importantes", lo que a su juicio acarreará la "desaparición" de plazas en plantilla en institutos y colegios. En cuanto a la fusión de centros públicos, afirmó que se está estudiando la de centros en Castuera y Llerena, así como la "posibilidad" de algunos en Azuaga, y añadió que en el caso de Cáceres, Plasencia y Badajoz "se están aumentando las líneas en los centros concertados de tal manera que están entrando en dichos centros una serie de alumnado que no debería estar". En el caso de Azuaga, consideró "sangrante" que la Administración regional pretenda, según dijo, fusionar dos institutos cuando al mismo tiempo se está "aumentando" el concierto con el centro concertado de la localidad. "Va a aumentar la plantilla en el centro concertado y van a desaparecer 20 profesores en los dos institutos", alertó. En este sentido, advirtió que las posibles fusiones de centros "van en detrimento de la calidad" educativa ya que "si se quita profesorado y se concentran dos centros en uno las aulas se supone que en lugar de tener el número de alumnos que tienen ahora llegarán a tener más de lo que marca la ley, con lo que ello conlleva en la individualización de la enseñanza y en la calidad del sistema educativo". Finalmente, en cuanto a la posibilidad de que se acometa una "congelación salarial" en toda la administración, incluida la enseñanza pública, Chapado lamentó que mientras que se está estudiando dicha posibilidad en centros públicos "los conciertos educativos van a hacer que los profesores que trabajan en un centro concertado sí vayan a tener subida salarial".