Denuncian que un Colegio de Galapagar ofrece cursos donde se explica a los escolares qué es la masturbación

El Consistorio explica que sólo se respondió a la duda de un alumno concreto en un taller afectivo-sexual

MADRID, 29 (EUROPA PRESS)

La asociación Profesionales por la Ética y la plataforma Educan los Padres Villalba denunció hoy que el Ayuntamiento de Galapagar ofrece a los colegios públicos de la localidad una serie de talleres donde se les explica a los alumnos de Tercero de Primaria (7-8 años)en qué consiste la masturbación, algo con lo que no están de acuerdo los padres denunciantes al tratarse de un asunto moral controvertido.

Sin embargo, el Consistorio de Galapagar explicó a Europa Press que el tema de la masturbación fue un caso puntual de un niño que dejó en el buzón de preguntas su duda sobre este tema, y luego, la responsable del taller se lo tuvo que explicar, porque en el fondo, el fin de este curso es despejar las dudas que puedan tener los estudiantes en esta materia.

Las Asociaciones denunciantes estudian ahora las vías judiciales más adecuadas para exigir responsabilidades jurídicas a las administraciones correspondientes por incumplimiento de las sentencias del Tribunal Supremo que se pronuncian en contra de esta situación. Estas actuaciones afectarían, por tanto, al Ayuntamiento, por ser los responsables de los cursos, y a la Consejería de Educación, porque son los supervisores de dichos talleres.

"El Ayuntamiento de Galapagar no niega que se hablara de masturbación a los alumnos de Primaria", indicó la portavoz de la plataforma, María Menéndez, quien explicó que ante la denuncia de los padres del colegio público Carlos Ruiz, dependiente de la Comunidad, se puso en contacto con una funcionaria de la concejalía de Salud de Galapagar.

La Asociación se basa en el testimonio de esta funcionaria que, según apuntó Menéndez, estuvo presente en las sesiones del programa formativo y que se había explicado lo que era la masturbación mediante gestos "porque si no, no hay manera de explicarlo" para responder a la pregunta de un alumno.

Así, recordó las sentencias de la Sala de lo Contencioso-Administrativo del Tribunal Supremo (recursos 1013/2008, 948/2008, 949/2008 y 905/2008) que indican que "en una sociedad democrática no debe ser la Administración educativa -ni tampoco los centros docentes, ni los concretos profesores-- quien se erija en árbitro de las cuestiones morales controvertidas".

"Estas pertenecen al ámbito del libre debate en la sociedad civil, donde no se da la relación vertical profesor-alumno, y por supuesto al de las conciencias individuales", rezan las sentencias, que también recogen que esto implica que cuando deban abordarse problemas de esa índole al impartir la materia Educación para la Ciudadanía --o, llegado el caso, cualquier otra-- "es exigible la más exquisita objetividad y el más prudente distanciamiento".

PROGRAMAS DE SALUD

Desde el Ayuntamiento indican que el taller en concreto donde tuvo lugar esta situación corresponde a un conjunto de programas de Educación para la salud que vienen a complementar la asignatura Conocimiento del Medio, con el fin de conseguir los objetivos marcados para Educación Primaria en la LOE.

Se llevan realizando desde hace más de 5 años a través de la Concejalía de Sanidad, que ofrece a los centros escolares del municipio una serie de programas educativos que abarcan diferentes aspectos como los hábitos de la salud bucodental, higiene y nutrición --que se comienzan a trabajar en Infantil y primer ciclo de Primaria--, hasta la prevención de trastornos de alimentación y la educación afectivo sexual en tercer ciclo de Primaria.

Una vez que cada centro escolar decide y notifica a la Concejalía de Salud los proyectos que quieren realizar durante el curso escolar, los especialistas que van a desarrollar cada proyecto en las aulas se reúnen con los tutores para concretar la intervención e informar por carta a cada una de las familias de las actividades a desarrollar.

Así, explicaron que en este caso, el programa de Educación afectivo Sexual ha sido aprobado, elegido y decidido por el Consejo Escolar del Colegio de Educación Infantil y Primaria Carlos Ruiz, máximo órgano decisorio de un centro y donde están representados profesores, padres y madres y personal no docente.

"Dicho taller se ha realizado los dos últimos cursos en este centro, con una valoración muy positiva por parte de los alumnos profesores y padres", señalaron, al tiempo que recalcaron que su objetivo es informar y responder a los alumnos sobre las dudas elementales en torno a las relaciones afectivas y sus manifestaciones sexuales, "asuntos que son tratados en todo momento desde el respeto y la educación".

De hecho, a lo largo de tres sesiones de una hora de duración y con la presencia del tutor del grupo se abarcan temas como la idea del amor y cómo se manifiesta, los diferentes tipos de relaciones afectivas o los conceptos de sexo y género. Fuentes municipales explicaron que hoy es el último día que se imparte el curso y que el alumno de la familia que en cuestión ha denunciado el caso, no asistirá por decisión propia.

SIN VALORACIONES

Según la información facilitada por el Centro Escolar, "en ningún caso se ha entrado a valorar aspectos como la masturbación", únicamente se ha intentando responder a las dudas de los propios alumnos que a través de un buzón que tiene la tutora en el aula, permite a los escolares dejar sus preguntas en torno a las relaciones afectivas.

El Ayuntamiento recordó también que no tiene competencias "ni es su labor" decidir los contenidos de la educación que se imparte a los alumnos en sus centros. "Únicamente facilita la impartición de talleres complementarios que se desarrollan por voluntad y decisión de los centros", concluyen.