Se desploma parte de la escayola del techo de un aula en la Escuela Oficial de Idiomas de León

Los alumnos aseguran que desde su apertura se registran problemas en la infraestructura que sólo se solucionan "a medio plazo" LEÓN, 25 (EUROPA PRESS) Una parte de la escayola del techo de un aula de la Escuela Oficial de Idiomas de León (EOI) se desplomó en las últimas horas sin causar daños a ningún alumno ni profesor, dado que los hechos tuvieron lugar en un momento en el que no se impartía ninguna clase. A pesar de que no se registró ningún daño personal por el desperfecto del techo, los restos de la escayola destrozaron un retroproyector y cayeron sobre algunos pupitres y sobre el suelo, por lo que podían haber puesto en peligro la seguridad de los asistentes durante el transcurso de alguna de sus clases, según informaron alumnos de la EOI en declaraciones a Europa Press. Al respecto, señalaron que no se trata del primer desperfecto registrado en la infraestructura del centro, ya que desde su inauguración, en el curso académico 2006-2007, se han producido diferentes averías y se han tenido que abordar reformas en la infraestructura. El primer problema que apareció en la escuela fueron las goteras, que comenzaron a principios del año 2007, tres o cuatro meses después de su apertura. Además, según las mismas fuentes, hay otras "deficiencias" con las que los alumnos conviven a diario como la elevada temperatura en las aulas y la escasa ventilación. Cada clase dispone de dos ventanas oscilobatientes de unos 80 centímetros de anchura que permiten una abertura de tan sólo 15 centímetros, mientras que el resto de los ventanales no está diseñado para poder abrirse. Al respecto, precisaron que a la elevada temperatura que se registra en las aulas hay que sumar esta falta de ventilación, que se intentó atajar mediante una obra en la que se instaló un sistema adicional de ventilación que no solucionó el problema. Otra de las dificultades que plantea la infraestructura de la Escuela Oficial de Idiomas de León es la insonorización, que suscita las quejas del alumnado ya que, según indicaron, se escuchan las clases que se imparten en las aulas anexas. Asimismo, durante el presente año se cambió el suelo de las pasarelas que comunican las dos alas del edificio, una conexión recubierta de madera cuyas láminas se están desenclavando en el momento actual y cuyo arreglo podría tener mayores dificultades dado su complicado acceso. "PEQUEÑOS PARCHES" Los alumnos afirmaron que se trata de "pequeños parches" y soluciones "a medio plazo" que no solventan los problemas que se plantean desde la apertura de la nueva sede de la escuela y que cada vez pueden ser más "gordos". La Escuela Oficial de Idiomas de León, dependiente de la Junta de Castilla y León, está ubicada en la calle Santos Olivera e inauguró esta nueva sede en el curso académico 2006-2007, un proyecto que corrió a cargo de los arquitectos Belén Martín Granizo y Daniel Díez Fond. El presupuesto que supuso este nuevo centro fue de más de 3,6 millones de euros. Cuenta con una superficie de 4.450 metros cuadrados y se proyectó como un edificio disociado en dos cuerpos paralelos con un jardín interior y fachadas totalmente acristaladas.