Un alumno de un instituto de Granada denuncia a su profesor por agresión

GRANADA, 15 (OTR/PRESS)

Un alumno de Bachillerato de un instituto de la capital granadina, ha denunciado ante los tribunales ser víctima de una agresión por parte de su profesor de matemáticas, en el transcurso de una clase. Ante estas acusaciones, el director del centro, Ricardo Santos, ha salido en defensa del docente, asegurando que lo que ocurrió en el aula fue que el profesor "le puso la mano en el hombro y le desplazó hacia un lado".

El diario 'Granada' publicaba en sus páginas que los padres de un alumno de instituto han denunciado a un profesor del centro. Según reza la demanda, el docente "cogió a su hijo de una oreja y le empujó contra la pared". Posteriormente "volvió a coger al menor del brazo y lo arrojó contra el pupitre" para finalmente expulsarlo de clase, declararon.

Sin embargo, esta versión fue desmentida por el director, quien consideró que los padres del menor, de 17 años, han "exagerado" los hechos que, supuestamente, se produjeron el pasado martes, cuando el joven se incorporó al aula, junto a sus compañeros, tras la clase de gimnasia, momento en el que el profesor comenzó a pedir silencio. Según relata Santos, unas compañeras se quejaron del mal olor que desprendían los adolescentes por el ejercicio y comenzaron a echar colonia. El joven denunciante también sacó un bote y "roció al profesor", aunque, en este punto el menor sostiene que lo echó al aire.

fue entonces cuando el docente le "puso la mano en un hombro y lo desplazó hacia un lado", señala, apuntando que "en ningún caso lo empujó contra la pared y así se lo ha explicado a los padres del menor", que se han reunido con él y la directiva del instituto para tratar este asunto. En este sentido, el director aseguró que el profesor cuenta con una trayectoria "impecable" y no ha tenido ningún problema en sus 40 años como docente, 30 en el instituto que Santos dirige.

SIGFUE ASISTIENDO A CLASE

Mientras le menor sigue asistiendo a clase con normalidad después del incidente, al igual que el citado profesor, aunque "hay un sentimiento de indignación entre los alumnos y el profesorado por este asunto, que se ha sacado de quicio", añadió Santos.

"No ha habido agresiones, ni lesiones, ni empujón contra la pared, insistió el director del centro, que rehusó contestar si el instituto tomará alguna medida contra el profesor implicado, a la espera de que se pronuncien los tribunales y la Delegación de Educación de la Junta de Granada.