Gabilondo abordará la creación de nuevas plazas en las Facultad de Medicina en una futura reunión con el Ministerio de Sanidad

MADRID, 5 (EUROPA PRESS)

El ministro de Educación, Ángel Gabilondo, abordará la petición de la Comunidad de Madrid de crear nuevas plazas de Medicina en las facultades existentes así como la puesta en marcha de centros educativos de este tipo en una futura reunión que mantendrá con la titular de Sanidad, Trinidad Jiménez, como adelantó hoy la consejera madrileña de Educación, Lucía Figar, tras entrevistarse durante más de una hora con el ministro.

En una comparecencia de prensa en la que sólo estuvo presente Figar, la consejera incidió en que para la Comunidad de Madrid es de "vital importancia" que haya más plazas universitarias de Medicina así como nuevas facultades, lo que generaría un mayor número de hospitales universitarios, más acceso a estos estudios ya que "miles de estudiantes con currículos brillantes se quedan fuera, así como mejoras en la investigación y en la carrera docente de los médicos.

Figar recordó que esta petición para desbloquear la creación de facultades de Medicina ya fue trasladada a la antecesora de Gabilondo, Mercedes Cabrera, hace ahora un año y medio debido a la necesidad que tiene la Comunidad Autónoma de médicos, especialmente pediatras, anestesistas, especialistas en medicina general y de familia, motivo por el que el Gobierno regional tiene que echar mano de profesionales venidos de fuera con títulos que han de ser homologados.

"El ministro se ha mostrado dispuesto a analizar esto con el Ministerio de Sanidad pero no puedo anunciar el desbloqueo pero sí una muy buena disposición para evaluar estas necesidades", destacó Figar tras recordar que el propio Ministerio que ahora dirige Trinidad Jiménez hizo público un informe en el que señalaba que España necesitaba 25.000 profesionales sanitarios más.

Lo que resaltó en todo momento la consejera de su reunión con el titular de Educación fue la "muy buena disposición" demostrada en un encuentro mantenido en un "clima cordial" ya que Gabilondo es un "viejo conocido de la Comunidad de Madrid" por su anterior puesto de responsabilidad como rector de la Universidad Autónoma (UAM).

Para Gabilondo sólo hubo buenas palabras: desde la "lealtad" siempre demostrada con el Gobierno regional, "incluso en tiempos difíciles", hasta la "cordialidad que aporta el ministro con esta nueva etapa que abre, todo ello después de definirle como un "amigo" de la Comunidad y una "persona sensata y trabajadora".

En la reunión mantenida en el Ministerio de Educación se abordó el tema de Bolonia. "Alguna cosa se ha hablado pero hay que ver", sentenció la consejera, que primero se había referido a la sentencia del Supremo por la que se anula el artículo 14.2 del Real Decreto 1467/07 sobre el Bachillerato, que permitía a los alumnos que hayan suspendido hasta cuatro asignaturas de 1º matricularse de dos o tres materias de 2º.

Figar adelantó que, a la espera de una próxima Conferencia Sectorial, el ministro "tiene la voluntad de acatar esa sentencia" dejando a las comunidades autónomas que "encarrilen" el tema. En este contexto, la popular invitó a Gabilondo a conocer de primera mano uno de los "puntos fuertes de la educación en la Comunidad de Madrid", los colegios públicos bilingües. El ministro quedó con la consejera en visitar uno de los 200 centros de este tipo existentes en la región, 26 de ellos nuevos.

La "voluntad de llegar a acuerdos" imperó durante toda la reunión, siempre según la consejera, que aseguró que parece que ya han pasado los tiempos en los que la educación era un "arma arrojadiza" y había "escaso entendimiento" entre las administraciones, como ocurrió con la asignatura de Educación para la Ciudadanía.

La titular madrileña de Educación adelantó también que uno de los asuntos inmediatos que abordará el Ministerio será la reforma de la Formación Profesional, que contará con la "plena disposición" de la Comunidad de Madrid, adelantó Figar, dispuesta a aportar, si es necesario, "técnicos y personal especializado".

En cuanto a la prueba de conocimientos y destrezas que mañana realizarán los alumnos de 6º de Primaria, Lucía Figar expuso que trata de aportar información a la comunidad educativa, a los padres y a la Administración sobre el nivel "indispensable" que todos los estudiantes deben alcanzar, todo ello para detectar posibles debilidades y fortalezas en el sistema.

La consejera aseveró que pruebas de este tipo ya existen en Francia, Reino Unido o Estados Unidos y recordó que fueron introducidas inicialmente en España por Madrid con un "gran rechazo" aunque, tiempo después, otras comunidades "la han copiado".