Lurgorri dice que la adaptación de títulos de la UPV debe contar con la participación de alumnos para lograr su apoyo

BILBAO, 28 (EUROPA PRESS)

La asociación de alumnos Lurgorri advirtió hoy de que la normativa que regula el procedimiento para la creación de los nuevos planes de estudios aprobado por la UPV/EHU "no garantiza que el alumnado pueda alegar" e insistió en que, para que este proceso cuente con el apoyo de alumnado, se debe garantizar que "tenga la posibilidad de participar de forma activa, posibilitando cauces que permitan trasladar todas sus aportaciones".

En un comunicado, Lurgorri recordó que la UPV aprobó el pasado día 23 "los primeros Planes de Estudios adaptados" al nuevo Espacio Europeo de Educación Superior, dando comienzo a "un proceso de aprobación por el que pasarán más de 100 títulos antes del mes de julio para que puedan estar adaptados y verificados por las Agencias de Evaluación y Acreditación para el curso 2010/2011".

A su entender, para que este proceso cuente con el apoyo de alumnado, es preciso que la universidad garantice que este colectivo "tenga la posibilidad de participar de forma activa posibilitando cauces que permitan trasladar todas sus aportaciones a fin de que sean estudiadas y en su caso incorporadas por los órganos competentes".

Sin embargo, "a día de hoy", la normativa que regula el procedimiento para la creación de los nuevos planes de estudios aprobado por la UPV/EHU "no garantiza que el alumnado pueda alegar", censuró. Por ese motivo, solicitó el pasado día 23 al rector de la UPV, Iñaki Goririzelia, que "estableciera los canales necesarios que permitan al alumnado trasladar sus alegaciones" ya que, en caso contrario, este colectivo "nunca podría mostrar su apoyo estos planes de estudios".

NUEVA SELECTIVIDAD

Asimismo, expresaron su "desacuerdo" con el Real Decreto que regula el nuevo sistema de selectividad y el acceso a la Universidad, ya que "permite que dos alumnos que se examinan de las mismas asignaturas y obtienen las mismas calificaciones puedan obtener una nota de acceso final distintas según hayan optado entre la parte general o la parte específica".

En su opinión, esta situación "perjudica claramente" al alumnado al que "se le obliga a realizar cálculos para intentar obtener la mayor calificación posible".

"Igualmente sucede con la normativa aprobada para el acceso a la Universidad según el camino escogido. Si bien es cierto que se amplían las posibilidades de acceso a la Universidad permitiendo una educación continuada también lo es el perjuicio que supone igualar la nota de los Grados de Formación Profesional Superiores a la nota de acceso obtenida por selectividad", añadió.

En este sentido, indicó que, al "desaparecer" el cupo establecido para quienes accedían a la Universidad por FP, "entran a competir directamente con los de selectividad posibilitando que a la larga en algunas titulaciones la posibilidad de acceso por selectividad pueda ser mínima".