Elecciones 22-M: ¿Ha influido el #15M en las elecciones?


Joven

Joven Miguel Fernández

Chica

Chica Miguel Fernández

Encaramado

Encaramado Miguel Fernández

No tan jóvenes

No tan jóvenes Miguel Fernández

Pancartas

Pancartas Miguel Fernández

En lo alto

En lo alto Miguel Fernández

Noche cerrada

Noche cerrada Miguel Fernández

Indignados

Indignados Miguel Fernández

Cartel

Cartel Miguel Fernández

Acampada

Acampada Miguel Fernández

Lemas y cánticos

Lemas y cánticos Miguel Fernández

Indignados

Indignados Miguel Fernández

Observando

Observando Miguel Fernández

Revolución

Revolución Miguel Fernández

Internet

Internet Miguel Fernández

Abrazado

Abrazado Miguel Fernández

Unidos

Unidos Miguel Fernández

Manos

Manos Miguel Fernández

MIradas

MIradas Miguel Fernández

Organización

Organización Miguel Fernández

Entre bambalinas

Entre bambalinas Miguel Fernández

Claroscuro

Claroscuro Miguel Fernández

Reivindicaciones

Reivindicaciones Miguel Fernández

Mapa

Mapa Miguel Fernández

Fumando

Fumando Miguel Fernández

En medio

En medio Miguel Fernández

Publicidad

Publicidad Miguel Fernández

Antes de las elecciones nadie sabía cómo podía influir el movimiento de los jóvenes indignados y ahora que ya se han celebrado... nadie sabe realmente qué peso han tenido en los resultados. Los datos ofrecen lecturas tan dispares que, según a lo que se preste atención, se puede decir que el 'Movimiento #15M' sí ha tenido influencia o todo lo contrario.

  • Ni a favor ni en contra del #15M: Por una parte los tres partidos a los que el movimiento #nolesvotes pedía castigar han obtenido resultados dispares: el Partido Popular ha ganado 546.465 votos respecto a las últimas elecciones autonómicas y municipales, el PSOE ha perdido 1.495.971 votos y Convergència i Unió ha sumado 55.354 votos más. Por una parte se puede interpretar que el 'Movimiento #15M' sí ha tenido influencia porque, sumando las tres cifras, los partidos mayoritarios se habrían dejado 894.152 votos por el camino. Pero por la otra, es bastante discutible que el derrumbe del PSOE sea a causa de los 'indignados' y no por el desgaste a causa de la crisis.
  • Punto a favor del #15M: El voto en blanco y nulo se ha disparado: entre ambas opciones suman 971.739 votos, 583.114 en blanco (lo que representa un 2,54% de los votos, por el 1,92% de las últimas elecciones municipales) y 388.625 nulos (lo que representa un 1,69% de los votos por el 1,17% de las últimas elecciones). De hecho, si el voto en blanco fuera un partido, sería la quinta fuerza más votada, por encima de UPyD y sólo superada por PP, PSOE, IU y CiU.
  • Punto en contra del #15M: La principal idea que ha movilizado a los jóvenes en sus protestas era la de acabar con el bipartidismo, origen de una "partidocracia" que pervertía la democracia. Sin embargo el dibujo que queda tras estas elecciones es el de un monopartidismo en política autonómica: el PP se lleva diez de las trece autonomías que competían y una gran parte de las capitales de provincia.
  • Punto en contra del #15M: Aunque el movimiento no pedía que no se votara, sino que no se votara a los grandes, muchos de los 'indignados' apostaban directamente por no votar a ningún partido como señal de protesta. El resultado, sin embargo, ha sido el contrario: la participación ha pasado del 63,97% de las elecciones del pasado año 2007 al 66,23% de estas elecciones, cuando casi 23 millones de personas han votado.
  • Ni a favor ni en contra del #15M:Un buen número de partidos más allá de PSOE, PP y CiU han sumado votos, tal como pedían los 'indignados'. Destacan UPyD, que obtiene 460.000 votos e Izquierda Unida, que suma 200.000. En ambos casos parece que han arañado votos a los dos principales partidos, especialmente a los socialistas. Sin embargo, otros partidos menores también han perdido fuelle, como ERC, BNG o el PAR.