ÚLTIMA HORA La Audiencia obliga a Rajoy a declarar el 26 de julio en persona por la Gürtel

Ocho años sin Marta del Castillo y su cuerpo sigue sin aparecer


  • La familia de Marta sigue luchando por encontrar su cuerpo. Su padre pide buscarla en el río Guadalquivir donde se ha encontrado recientemente una cadena de oro que podría pertenecer a la joven

  • Miguel Carcaño sigue en prisión y le queda una condena de 13 años. Por su parte, 'El Cuco' está libre tras pasar tres años en un centro de menores.  

Una imagen de Marta del Castillo rodeada de velas

Una imagen de Marta del Castillo rodeada de velas

Ocho años sin un punto y final. Este martes se cumple el octavo aniversario de la desaparición de Marta del Castillo. La joven sevillana despareció el 24 de enero de 2009 en Sevilla cuando tenía 17 años. A los pocos días de su desaparición, el caso ocupaba las portadas de los principales diarios nacionales.

El caso fue seguido en directo por media España provocando una gran ola de solidaridad con la familia de la joven. La indignación llegaba a todas las casas al ver como tres jóvenes, uno menor de edad, eran capaces de torear a la policía con diferentes versiones de lo que le pasó a Marta. Lo peor de todo es que ocho años después, el cadáver de la sevillana sigue sin parecer.

Tras las investigaciones, Miguel Carcaño y Francisco Javier García Martín, conocido como 'El Cuco' fueron condenados. Carcaño, ex novio de Marta, fue juzgado por un jurado popular y condenado a 21 años de prisión por el asesinato de la joven. Entró en la cárcel en febrero de 2009 por lo que le quedarían 13 años de condena. Por su parte 'El Cuco', al ser menor de edad, fue condenado por encubrimiento a tres años y absuelto en la pena de asesinato. A día de hoy está en la calle.

Las diferentes declaraciones y testimonios de los dos jóvenes tuvieron en vilo a media España. En su primera declaración, Miguel confesó que había matado a Marta tras haberle dado un golpe en la cabeza con un cenicero durante una discusión en casa del joven, un piso de la calle León XIII de Sevilla. Según Miguel, Samuel y el Cuco le ayudaron a deshacerse del cuerpo de Marta arrojándolo al río Guadalquivir, concretamente, entre el descampado del Charco de la Pava y la localidad de Camas. Ese fue el primer sitio donde se buscó a Marta.

Unos días después, la lista de detenidos se amplió. A la detención de Miguel Carcaño se sumó la de 'El Cuco', la de Samuel y la Francisco Javier, hermanastro de Miguel. La investigación continuó, pero el cuerpo de Marta seguía sin aparecer. Esa misma semana, la policía reconstruyó  los hechos con los cuatro detenidos en la casa de León XIII. Las grabaciones de estas declaraciones se hicieron públicas en noviembre de 2016.

En marzo de 2009, cambia la versión de Miguel Carcaño. En esas semanas su actual novia, Rocío, había acudido a un plató de televisión para defender a su novio. Sin embargo, varios días después se desdecía de lo declarado: ahora afirmaba que Miguel le había confesado el crimen. Por su parte, Miguel declaraba ante el juez que arrojó el cuerpo de Marta a un contenedor de basura, en un vertedero y apuntaba que el que mató a Marta fue 'El Cuco' estrangulándola con un cable después de que ambos la amenazasen con una navaja mientras la violaban.

La investigación siguió sus cauces y se imputaba la novia del hermano de Miguel Carcaño. Mientras tanto se busca a Marta en un tercer lugar. El juez ordenaba buscar a la joven en una zanja cercana a la casa de la novia (Rocío) de Miguel Carcaño, después de que ésta confesara que Carcaño le dijo que escondió allí el cuerpo. En esta zona de Camas es donde se busca el cuerpo en varias ocasiones durante los siguientes años.

En marzo de 2011, 'El Cuco' es juzgado por la violación y muerte de Marta del Castillo. Fue condenado a tres años en un centro de menores y a otros dos años de libertad vigilada, por un delito de encubrimiento. La sentencia absolvía al menor de los delitos de violación y asesinato.

En noviembre de 2011 y durante el juicio apareció un nuevo testigo que afirmaba haber trasladado a Francisco Javier Delgado, hermano del asesino confeso, Miguel Carcaño, hasta el domicilio de la calle León XIII en la madrugada del crimen. La declaración de este taxista ha cobrado relevancia estos días (enero de 2017), sin embargo en 2011 no se le tuvo muy en cuenta.

En abril de 2013, Carcaño vuelve a cambiar su versión. En ese momento afirma que fue su hermano quien mató la sevillana golpeándola con su pistola. Varios días después, Francisco Javier delgado queda en libertad. Dos meses después, Carcaño dice a la policía que el cuerpo de Marta está en la finca la Majaloba y hasta ahí se desplaza el equipo de búsqueda con un georradar.

En marzo de 2014, Miguel Carcaño se somete en Zaragoza a la prueba conocida como el test de la verdad. Este test cosiste en analizar los estímulos del cerebro hacia ciertas imágenes. En el resultado del test se aprecia un estimulo muy fuerte del asesino de Marta ante la imagen de una escombrera. Varios días después la policía comienza a buscar a la joven en una escombrera situada entre Sevilla y Camas.

En enero de 2015 se inicia una nueva búsqueda de Marta, esta vez en el entorno del Charco de la Pava y la localidad de Camas. Unos meses más tarde, en septiembre, un asesor de la policía que permaneció infiltrado dos años y medio en el entorno y familia de 'El Cuco' contó en el programa de Antena 3 'Espejo Público' que Miguel Carcaño había trasladado el cadáver de la joven en varias bolsas de basura.

A finales de 2016, el juez de Instrucción número 2 de Sevilla citó a declarar como investigados a 'El Cuco' y a los padres de éste en enero de 2017 tras ser denunciados por los padres de Marta del Castillo a cuenta de un presunto delito de falso testimonio en el juicio del crimen. El martes 17 de enero, 'El Cuco' y sus padres se acogieron a su derecho a no declarar en la comparecencia a la que estaban citados

Respecto al cuerpo de Marta, la última información que se tiene consiste en un informe que el padre de Marta, Antonio del Castillo, ha entregado al juez en el que se señala que Carcaño, podría haber arrojado el cuerpo de la joven a una zona del río Guadalquivir donde no se ha buscado a su hija con anterioridad. En esta zona, ha aparecido una cadena de oro que podría ser de la joven lo que ha dado esperanzas a la familia para poder poner punto y final a esta pesadilla que dura ya ocho años.