Aguirre pide a Barranco ayuda para mediar ante Gómez y comer los tres "aunque sean unos sándwiches"

MADRID, 30 (EUROPA PRESS)

La presidenta de la Comunidad de Madrid, Esperanza Aguirre, se mostró hoy molesta por el hecho de que el secretario general del PSM-PSOE, Tomás Gómez, no le responda a las llamadas de teléfono y avanzó que ha pedido al ex alcalde Juan Barranco que interceda entre ambos para poder comer los tres, "aunque sean unos sándwiches".

En rueda de prensa, Aguirre explicó que anoche, en los premios Villa de Vallecas concedidos a Barranco y José María Álvarez del Manzano, le pidió al ex alcalde socialista "que hiciera algún tipo de labor de mediación" ante el responsable socialista, con quien las relaciones volvieron a quedar rotas después de que el vicepresidente, Ignacio González, acusara al PSM de dar "patadas en el trasero de las víctimas" del 11-M.

"Hemos quedado en comer los tres. Vamos a ver si al señor Gómez, que no quiere llamar, le parece bien comer, aunque sean unos sandwiches. No sé, lo haremos muy barato todo", manifestó Aguirre con una sonrisa.

Asimismo, explicó que ayer, en la toma de posesión de la delegada del Gobierno, Amparo Valcarce, se dirigió a su adversario político para expresarle su "inquietud, desazón y preocupación" por el hecho de que, habiéndole llamado dos veces al móvil y dos veces a través de la secretaria el lunes, "no hubiera recibido hasta el momento de ayer ninguna contestación". "Tampoco la he recibido hoy", lamentó.

En este sentido, la presidenta dijo que ella ha tratado "en todo momento" de modificar la decisión del PSOE de Madrid de boicotear los actos institucionales, pues en su opinión "ya les salió muy mal y les valió hasta una reprimenda del PSOE nacional cuando no fueron el 11 de marzo" al acto de la Comunidad por las víctimas. "Creo que un gran partido como el socialista no puede tomar actitudes de partido extraparlamentario", aseveró.

"Es mi obligación representar a los madrileños, y los madrileños quieren ver a sus representantes políticos en los actos institucionales, unidos", reflexionó. Pero "es evidente que puedo hacer lo que puedo hacer. Si el señor Gómez ha decidido ni siquiera devolverme las llamadas, no le veo mucho remedio. Espero que recapacite", añadió Aguirre.

La jefa del Ejecutivo, que avanzó que ha invitado a la Puerta del Sol a la ministra de Cultura, Angeles González Sinde, señaló que, aunque parece que Gómez "ya ha tomado la decisión" de no ir el sábado a la recepción, a ella le "encantaría que recapacitara". "Si recapacita le esperaremos con los brazos abiertos", insistió.

Al ser preguntada por si asistirá en cambio ella a la fiesta de los socialistas, tal y como le lanzó recientemente Gómez dijo: "Me coincide con la recepción oficial de la Comunidad de Madrid. Por lo tanto, no podré ir. Eso no quiere decir que yo no vaya a ir a la plaza del 2 de mayo, que por cierto está en mi barrio y es uno de los lugares en los que todos los madrileños tenemos recuerdos gratificantes. En concreto, yo, tengo ahí el colegio Pi y Margall, donde voto", aseveró.