Albert Rivera de Ciutadans salta a la política nacional con la plataforma Movimiento Ciudadano

  • El presidente de Ciutadans, junto con el exministro socialista Antoni Asunción y el periodista y escritor Juan Carlos Girauta, ha dado el pistoletazo de salida a este nuevo movimiento.

  • Ha recalcado que se actuará en toda España desde la calle, foros redes sociales e instituciones.

Albert Rivera salta a la política nacional con la plataforma Movimiento Ciudadano

Albert Rivera salta a la política nacional con la plataforma Movimiento Ciudadano

(EFE) El líder de Ciutadans, Albert Rivera, ha presentado hoy Movimiento Ciudadano, una iniciativa que nace como plataforma pero no descarta convertirse en partido político, con la voluntad de cambio, dar la palabra a los ciudadanos, "enterrar las dos Españas con siete llaves" y acabar con las "luchas identitarias" o territoriales.

El presidente de Ciutadans, junto con el exministro socialista Antoni Asunción y el periodista y escritor Juan Carlos Girauta, ha dado el pistoletazo de salida a este nuevo movimiento, en un acto en el que ha presentado un manifiesto con las líneas generales de la plataforma que defiende una "reforma profunda" de España.

Ha recalcado que se actuará en toda España desde la calle, foros redes sociales e instituciones, y ha avanzado que su presentación oficial se celebrará el próximo 26 de octubre en Madrid, para después hacerlo en Barcelona el 23 de noviembre y en Valencia el 14 de diciembre.

Desde Movimiento Ciudadano se plantea a los españoles que firmen el documento que manifiesta la voluntad de cambios como si fuera un compromiso para conseguir que "España sea lo que quieren los españoles".

La plataforma plantea la necesidad de aplicar reformas en el sistema electoral, las administraciones públicas, la separación de poderes y especialmente en la Educación.

En este sentido, el líder catalán ha precisado que la base del cambio es la Educación, que requiere un pacto de Estado, lejos de la política y los partidos que gobiernen.

Ante la situación de crisis y desconfianza en los políticos y las políticas inmovilistas, es necesario pasar a la ilusión y a la acción y es hora de cuidar la Constitución y el Estado de bienestar, ha subrayado el político catalán.

Rivera ha declarado que Movimiento Ciudadano no nace con el objetivo de transformarse en partido político, pero no ha descartado que si hay apoyo suficiente podría plantearse no antes de un año.

A este respecto, ha recordado que Ciutadans nació en Cataluña de forma parecida, a partir de una plataforma.

Por su parte, Asunción ha abogado por la reforma electoral, ha destacado que una democracia no es completa si los partidos no son democráticos y ha agregado que los partidos políticos son instrumentos de la sociedad y "no cortijos ni empresas privadas".

En la misma línea se ha pronunciado Girauta, quien ha criticado el bipartidismo y ha afirmado que resulta imprescindible la puesta al día del sistema electoral.

Ha dejado claro que todas las reformas que se plantean desde la plataforma se deben hacer desde la Constitución, aunque habrá que actualizarla, ha precisado.

El documento leído por Rivera señala que España se enfrenta a varias crisis superpuestas: la económica, la institucional, la territorial y la ética.

Apuesta como solución por una reforma profunda, "reforzando valores civiles como la libertad, la igualdad, la solidaridad y la unión. Los problemas de la democracia se resuelven con más democracia".

Considera "objetivos urgentes" democratizar los partidos políticos, hacerlos "transparentes e implacables con la corrupción", generalizar el mecanismo de las elecciones primarias y aplicar el modelo de listas abiertas.

El documento apuesta por una "España diversa que reconoce su historia, sus lenguas y su cultura como patrimonio de todos, sin hacer de esa riqueza un lastre o arma política que ponga en riesgo nuestro futuro unidos".

Lamenta que los partidos ahora en las Cortes no han sido capaces de articular ni vertebrar un proyecto común español que mire hacia el futuro "sin prejuicios"

"Se ha acabado el tiempo de la resignación, de los súbditos. Es hora de la esperanza, de los ciudadanos", concluye el texto que podrán firmar los ciudadanos como un compromiso personal.