Cajamurcia obtiene en el primer trimestre un beneficio de 64,6 millones de euros, un 8,9 por ciento menos

MURCIA, 6 (EUROPA PRESS)

La Caja de Ahorros de Murcia ha obtenido, como consecuencia de su "política de prudencia", un resultado atribuido al grupo de 64,6 millones de euros en el primer trimestre de 2009, lo que supone un 8,9 por ciento menos, según informaron en un comunicado fuentes de la entidad de ahorro.

En el ámbito de la gestión de los riesgos, Cajamurcia asegura mantener "una elevada calidad de los activos, como lo atestigua una ratio de morosidad del 2,07 por 100 de los créditos, con un índice de cobertura del 125 por ciento", que la posiciona "entre las mejores cajas en este aspecto".

La caja subraya que esta cobertura es "fruto de la tradicional política de prudencia que ha permitido a la entidad seguir aumentando sus dotaciones para insolvencias, hasta 30,5 millones en el trimestre, para hacer frente a futuras contingencias de morosidad".

En la pasada sesión del Consejo de Administración, el presidente de Cajamurcia, Carlos Egea, resaltó la adecuada posición competitiva de la caja "alcanzada mediante la continuidad en las estrategias definidas a lo largo de los años y una actuación prudente en materia de expansión y riesgos".

Con relación a la solvencia, presenta un Tier 1 (recursos propios básicos o de mayor calidad) del 9,5 por 100 y un coeficiente de solvencia del 13,3 por ciento a diciembre de 2008, más de cinco puntos porcentuales por encima del exigido.

Asimismo, Cajamurcia añade que "el importante aumento de los ingresos totales (margen bruto) de Cajamurcia, un 10,9 por ciento, y la estricta gestión de contención y racionalización de los gastos han favorecido el que la entidad continúe entre las más eficientes del país, con un ratio del 34,7 por 100, que mejora en 3,7 puntos porcentuales el obtenido en el primer trimestre de 2008".

Sobre la base de esta evolución, la agencia Fitch Ratings "mantiene la calificación crediticia a largo plazo de la Caja en A+, con perspectiva estable, consolidándose entre las cuatro cajas de España con mejor rating por dicha agencia, la única de su dimensión con una posición similar", según la entidad de ahorro.

Entre los valores destacados por la agencia en su último informe figuran, según las mismas fuentes, "la sólida rentabilidad de la Caja mantenida de forma sostenida, una fuerte franquicia regional, una expansión controlada, una buena calidad de los activos y solvencia", así como su ratio de eficiencia que "le proporciona una significativa flexibilidad financiera para absorber presiones sobre los ingresos e incrementos de provisiones".