Castedo dice que el Manjón Cervantes no podría reconstruirse si es demolido porque no cumpliría la normativa

ALICANTE, 27 (EUROPA PRESS)

La alcaldesa de Alicante, Sonia Castedo, indicó hoy que si el Colegio Público Manjón Cervantes fuera finalmente demolido, no podría reconstruirse porque ya no cumpliría la normativa actual, aunque no quiso pronunciarse sobre si el informe técnico recomienda que sea derruido porque "todavía" no lo ha visto.

Durante la inauguración del quiosco del Portal de Elche, Sonia Castedo descartó, preguntada por los medios de comunicación, confirmar o desmentir si el centro educativo será demolido porque desconoce el informe técnico elaborado por la Conselleria de Educación sobre el estado del inmueble, en cuya estructura aparecieron unas grietas.

La alcaldesa indicó que tiene prevista una reunión con el director territorial de Educación porque le "tienen que dar a conocer el informe técnico del colegio Manjón Cervantes". Explicó así que cuando conozca el informe y sepa "con certeza que no es posible la rehabilitación porque así lo dice el informe técnico", entonces se dará a "conocer la decisión que se tome, consensuada tanto con la dirección del colegio, como con la territorial de educación, como con los padres".

"Hasta que no vea la situación real no me pronunciaré", apostilló. No obstante, apuntó que en caso de que definitivamente sea demolido el edificio, "no se podría volver a levantar porque ya no cumple la normativa, entonces habría que volver a sentarse y volver a estudiarlo desde el principio".

A este respecto, señaló que el "problema es que los padres lo que quieren es esa ubicación en concreta porque es muy buena para el barrio porque está en el corazón del barrio". Según dijo, "hay solares pero están en otras zonas que pueden quedar un poco más alejadas, cerca y dentro del barrio, pero en zonas más alejadas". Así, insistió en que "habría que volver a sentarse y a hacer el planteamiento otra vez".