Cien metros de calle en Usera concentran 15 bares de copas, de los que sólo uno tiene informe favorable, denuncia IU

MADRID, 18 (EUROPA PRESS)

En algo más de cien metros de las calles Anespére y Gabriel Usera, en el distrito de Usera, se concentran hasta una quincena de bares de copas, de los que tan sólo uno tiene informe ambiental favorable por parte del Ayuntamiento, denuncia IU.

El resto de los establecimientos "o no tiene licencia, hace uso indebido de aparatos de música o tienen una orden incumplida de cese de actividad", sostiene el Grupo Municipal basándose en un informe del propio Ayuntamiento solicitado por Izquierda Unida.

Por ello consideran que esta zona de Usera se ha convertido "en un infierno" para la convivencia del barrio, cuyos vecinos vienen denunciado desde hace años "el ruido y la conflictividad generada por estos establecimientos, principalmente las noches de los jueves, viernes y sábados".

"Hasta el momento el Ayuntamiento conoce sus problemas pero no los soluciona", aseveraron tras recordar que en junio de 2008, después de una serie de denuncias que se saldaron con la orden de cierre de un local, los vecinos presentaron un escrito a la Dirección General de Calidad Ambiental del área de Medio Ambiente, en la que pedían soluciones.

En dicho documento se solicitaba el cierre de los bares sin licencia, las mediciones de ruidos pertinentes y la negativa a que se abriera ningún local más de este tipo a través de la declaración de Zona Ambientalmente Saturada por Ruidos (ZAS).

La portavoz de Medio Ambiente de Izquierda Unida, Raquel López, se puso en contacto con esta Dirección General en noviembre de 2008 para que elaborase un informe específico de la zona. Dicho estudio afirma que, de los 15 locales inspeccionados, sólo uno obtuvo la evaluación ambiental favorable.

El portavoz municipal de IU y responsable de temas urbanísticos, Ángel Pérez, considera que "estos actos reiterados de indisciplina urbanística que perjudican la calidad de vida y la convivencia en los barrios deben ser atajados de manera urgente".

"No es de recibo que bares de copas o establecimientos que no tienen licencia generen durante años problemas sin que dé la impresión de que el Ayuntamiento haga algo por buscar una solución", añadió Pérez.