Ciudadanos crean una asociación para criticar el "daño" que el "centralismo andaluz" hace a Málaga

Denuncian que "Andalucía está básicamente representada en la provincia de Sevilla", lo que "fomenta los movimientos separatistas"

MÁLAGA, 23 (EUROPA PRESS)

Un grupo de ciudadanos malagueños, agrupados en la asociación Rayya, creada hace apenas un mes, denunció hoy los "agravios" que por parte de determinadas administraciones, especialmente de la Junta, está padeciendo "desde hace décadas" Málaga, y aseguró, según un estudio sobre la situación de las principales sedes de la Comunidad, que "el centralismo andaluz ha hecho y está haciendo daño a la provincia, la cual sigue sin verse gratificada a pesar de ser considerada la capital económica de Andalucía y poseer un lugar de excelencia turística como la Costa del Sol".

En este sentido, durante la primera asamblea general de la asociación, celebrada hoy, se presentó este informe, en el que se desprende que "Andalucía está básicamente representada en una única provincia, Sevilla, que sólo acoge en su capital al nueve por ciento de la población total y se atribuye más del 80 por ciento del poder e influencia total".

Si de 73 organismos públicos, 63 de ellos, además de los más importantes, están en una única provincia, o, incluso, ciudad, "parece que no representa adecuadamente a esa Comunidad", como señaló a Europa Press uno de los vicepresidentes de Rayya y secretario, Jonathan Andrades.

Además, en el informe se establece que "no hay ninguna justificación geográfica para centralizar prácticamente todo en una provincia, ya que cuando se propuso una ciudad, centrada geográficamente dentro de la región, Antequera, como sede del Parlamento, se rechazó, o aún peor ni siquiera se tuvo en cuenta".

"Si excluimos las comunidades uniprovinciales y aquellas con una ciudad claramente predominante en la región --Zaragoza para Aragón, Barcelona o Valencia para Cataluña y Comunidad Valenciana, respectivamente--, esta concentración de poder no tiene parangón", declaró.

Para esta asociación, "este centralismo extremo es claramente disgregador y fomenta la aparición de movimientos separatistas, autónomos o autonomistas, tales son los casos actuales de Andalucía oriental y el de la provincia de Málaga".

VERTEBRACIÓN TERRITORIAL

Además, alertó de una vertebración territorial, en cuanto a infraestructuras, "que lo que hace es unir las capitales y ciudades más importantes de la región con Sevilla, sin preocuparse de los ejes transversales, como por ejemplo las comunicaciones entre Córdoba y Granada o ir de Málaga a Almería". A juicio de Andrades, este hecho "hace que, actualmente, no se pueda hablar de una verdadera Comunidad andaluza".

Por otra parte, desde Rayya criticaron que "la única visión predominante, acentuada por la RTVA, es la de los tópicos de la Andalucía oficial, olvidándose que existe otra región con acento y cultura totalmente diferentes de la que nos muestran".

Por ello, Rayya insta a los ciudadanos malagueños y a los demás miembros de Andalucía Oriental a "una profunda reflexión" sobre "si hemos ganado algo o perdido mucho en la descentralización estatal y en la pertenencia a una Comunidad que ignora y excluye sistemáticamente a la mitad de sus miembros".

DESCENTRALIZACIÓN

Andrades resaltó que se presentan como medidas "urgentes" para "paliar esta situación descentralizar "profundamente" el Gobierno andaluz y dar mayores competencias a los ayuntamientos y a las diputaciones provinciales.

Rayya, denominada así porque es "el nombre histórico que mejor representa la unión de todos los pueblos de la provincia, al aludir en su étimo a la antigua región de Málaga", según su vicepresidente, cuenta ya con el apoyo de unas 80 personas y nace con "un marcado interés reivindicativo", siendo su objetivo "la defensa de los derechos de Málaga y su provincia desde una visión propia y políticamente no partidista, en la que prime exclusivamente la voluntad del ciudadano malagueño".

Como fines se establecen "la defensa de los organismos e instituciones ubicados en la provincia, exigir actuaciones de los poderes públicos para que favorezcan a Málaga, concienciar a la ciudadanía sobre la defensa de su provincia y que se cree el interés general de Málaga".

Precisamente, Andrades hizo hincapié en que, "gracias a su potencial dinamizador, Málaga ha sido capaz de desarrollarse, a pesar de las cortapisas y liderar índices como la aportación económica a las arcas del Gobierno andaluz o ser la provincia con el mayor número de empresas creadas".