Comerciantes y hosteleros critican que se realice de nuevo botellón en las calles del centro histórico

Rafael Prado afirma que no se está vigilando adecuadamente a pesar de que está prohibido beber en las vías públicas

MÁLAGA, 26 (EUROPA PRESS)

El presidente de la Asociación de Comerciantes Centro Histórico y de la Asociación de Empresarios de Hostelería de Málaga (Aehma), Rafael Prado, criticó que no se esté vigilando el botellón que se está volviendo a realizar en las calles del casco histórico de la capital.

Así, indicó en declaraciones a Europa Press que no le gusta el camino que se está tomando otra vez con "gente bebiendo y orinando en las calles", lo que "perjudica a la imagen turística de Málaga y molesta a los vecinos".

Citó calles céntricas como Luis de Velázquez, Comedias o la plaza de Mitjana, que están "atacadas por el botellón", y calificó de "incomprensible" que beber en las calles continúe persistiendo en estas y otras vías del centro histórico, a pesar de estar prohibido, por lo que solicitó más vigilancia. "Hay una ley que prohíbe beber alcohol en la calle, con la excepción de las terrazas y aunque las leyes sean tan claras no entendemos cómo para unos vale y para otros no", criticó Prado.

A juicio del responsable de los comerciantes, "no se está haciendo la vigilancia adecuada", por lo que se mostró preocupado. "Parecía que se había acallado pero no, y no son los bares los que hacen ruido porque están insonorizados", insistió, al tiempo que precisó que sí se han mantenido reuniones con el ayuntamiento para abordar éste y otros asuntos.

Respecto al posible traslado del botellón del Paseo de los Curas a otro lugar de la capital, manifestó que "no se dice dónde", y reiteró la mejora en la calidad de vida que se estaba produciendo, algo que está comenzando a decaer nuevamente", según precisó.

RUIDO

Prado se refirió también a la ordenanza del ruido y manifestó que no descartan recurrir la norma para que se tenga en cuenta otorgar un nuevo tipo de licencia a bares con música ambiente. No obstante, aclaró que se están manteniendo reuniones con los concejales de Medio Ambiente, Comercio y Urbanismo del Ayuntamiento de Málaga, Araceli González, Purificación Pineda y Manolo Díaz, respectivamente, para llegar a un consenso.

Explicó que existe una predisposición "bastante buena" por parte de los representantes municipales y apuntó que "no se le puede poner cierres a la inversión porque sería brutal". "Las leyes han sido demasiada restrictivas y cuando te das cuenta no hay tablaos, ni establecimientos con música en directo, ni conciertos acústicos porque la ley no lo ampara", señaló.

Calificó de "incomprensible" el hecho de que no se permita tocar a músicos en las terrazas y, sin embargo, "no pase nada con los acordeonistas que van por la calle". Prado confío en que se llegue a una solución por el bien del sector hostelero de la capital, más aún en tiempos de crisis económica como la actual.