El independentista Pere Soler será el sustituto de Batlle al frente de los Mossos


  • Soler fue nombrado en 2013 director general de Servicios Penitenciarios de la Generalitat.

  • Releva a Albert Batlle, que ha dimitido del cargo alegando motivos políticos a dos meses y medio del 1-O.

  • Te interesa leer: El 1-O, humo antes de las elecciones

El independentista Pere Soler será el sustituto de Batlle al frente de los Mossos

El independentista Pere Soler será el sustituto de Batlle al frente de los Mossos

El conseller de Interior, Joaquim Forn, ha propuesto a Pere Soler Campins como nuevo director de los Mossos d'Esquadra, cargo para el que será nombrado oficialmente mañana por el gobierno catalán, en sustitución de Albert Batlle, que ha dimitido por motivos políticos a dos meses y medio del 1-O.

Soler, partidario ferviente de la independencia catalana, fue nombrado en 2013 director general de Servicios Penitenciarios de la Generalitat, en sustitución de Xavier Martorell, que dimitió acosado por su presunta vinculación con supuestos espionajes políticos a través de la agencia de detectives Método-3.

En ese momento, la consellería de Justicia estaba encabezada por Germà Gordó, quien ha abandonado recientemente el grupo de JxSí en el Parlament y ha pasado a ser diputado no adscrito después de que el Tribunal Superior de Justicia de Cataluña acordara investigarle por el caso del 3 %, sobre el supuesto cobro de comisiones de CDC.

Nacido en Terrassa (Barcelona) en 1967, Pere Soler es licenciado en Derecho por la Universidad Autónoma de Barcelona (1991), máster en Derecho y Transmisiones Electrónicas por la Universidad de Valencia (2000-2001) y especialista en estudios europeos.

Pere Soler Campins ha desarrollado su actividad profesional como abogado en Terrassa, donde tiene despacho desde 1992. Además, fue presidente del Tribunal Arbitral de Terrassa y concejal de CiU en el ayuntamiento de esa ciudad.

Batlle, cuestionado por los partidos soberanistas que recelaban de su papel ante el referéndum que el Govern ha anunciado para el 1 de octubre, ha presentado su dimisión por motivos políticos, después de que el pasado viernes renunció al cargo el hasta entonces conseller Jordi Jané, que fue relevado por Joaquim Forn, un político independentista.