El 21% de las españolas no utiliza ningún método anticonceptivo y el preservativo se consolida como el más usado

Un estudio del Equipo Daphne cifra en 2.106.000 mujeres en edad fértil con riesgo de tener un embarazo no deseado

SANTIAGO DE COMPOSTELA, 22 (EUROPA PRESS)

El 21 por ciento de las mujeres españolas admite no utilizar ningún método anticonceptivo en sus relaciones sexuales mientras que, entre las que los utilizan, el preferido continúa siendo el preservativo, elegido por el 38,8 por ciento de las féminas.

Así lo refleja una encuesta realizada por el Equipo Daphne y patrocinado por los laboratorios Bayer, en el que se evidencia que el 79 por ciento de las mujeres españolas afirma utilizar métodos anticonceptivos en sus relaciones sexuales, una cifra que se encuentra 18 puntos por encima del 61 por ciento que afirmaba emplearlos en 1999.

Según explicó hoy el jefe del servicio de Ginecología del Complejo de Ourense, el doctor José Luis Doval, por regiones, las mujeres del noroeste --Galicia, Asturias y Cantabria-- están entre las que más emplean los métodos anticonceptivos, concretamente un 82 por ciento, al mismo nivel que las residentes en Madrid, Castilla la Mancha y Castilla y León.

En el otro lado de la balanza, las españolas que menos nivel de uso de anticonceptivos tienen son las residentes en levante y Murcia, donde un 73 por ciento de las féminas los utilizan; y en Canarias y Baleares, donde el porcentaje se eleva hasta el 75 por ciento.

En lo relativo a tramos de edad, las jóvenes entre 20 y 24 años son las que más habitualmente emplean técnicas de protección a la hora de mantener relaciones sexuales, el 90 por ciento, seguidas de las chicas de entre 25 y 29 años, el 86 por ciento.

Por su parte, entre las que menos afirman usar métodos anticonceptivos, la encuesta apunta a las jóvenes entre 15 y 19 años, ya que el 35 por ciento asegura no utilizar ningún método. Sin embargo, según datos de la encuesta del año pasado, este índice ha bajado en los 12 últimos meses 5 puntos.

RAZONES PARA NO UTILIZAR ANTICONCEPTIVOS

Según este estudio, la mayor parte de las mujeres --un 47 por ciento-- alega no tener relaciones sexuales a la hora de afirmar que nunca emplea métodos anticonceptivos, mientras que el 15 por ciento argumenta deseo gestacional, el 6 por ciento estar embarazada, el 4 por ciento temor a efectos secundarios, el 3 por ciento el malestar que le producen, y el 2 por ciento el rechazo de la pareja.

Entre los métodos más utilizados, el informe apunta al preservativo, que emplean el 38,8 por ciento de los jóvenes y, en segundo lugar, la píldora, que se consolida como el método hormonal más empleado, en el 18,4 por ciento de los casos. De estas dos situaciones, el 1,5 por ciento de las mujeres que emplean anticoncepción afirma utilizar ambos métodos.

Asimismo, otros métodos hormonales, como el parche o el implante, figuran como los terceros más empleados, en el 5,7 por ciento de los casos; mientras que el 4,9 por ciento de las encuestadas aseguró emplear DIU, el 4,6 por ciento que su pareja tenía practicada la vasectomía y un 4,3 por ciento la ligadura de trompas.

Entre los métodos no seguros, Doval resaltó su "bajo nivel de uso", ya que los 'métodos naturales' y el 'coitus interruptus' solo es utilizado por el 2,8 por ciento de las mujeres.

POR TRAMOS DE EDAD

Por tramos de edad, el método más empleado en general es el preservativo, mientras que la píldora se emplea sobre todo en mujeres entre 20 y 34 años y el DIU entre las mayores de 40 años, así como la vasectomía y la ligadura de trompas.

En general, el 85 por ciento de las mujeres afirmaron sentirse "bastante o muy satisfechas" con su método anticonceptivo, mientras que solo el 2 por ciento se declaró "bastante o muy insatisfecha".

Entre las más satisfechas con el método que emplean están las usuarias de la píldora anticonceptiva, que se decantaron por esta opción en el 93 por ciento de los casos. Además del propio carácter anticonceptivo, el 12 por ciento de las mujeres aseguraron utilizar la píldora con otros fines.

En concreto, el 46 por ciento la emplea para regular el ciclo menstrual, el 35 por ciento para aliviar los síntomas durante la regla, el 29,8 para prevenir el síndrome premenstrual, el 13,5 para mejorar la piel y el cabello y el 10,4 por ciento para mejorar la anemia producida por el periodo.

DESCANSO

Entre las críticas del doctor Doval, el estudio evidencia que el 37 por ciento de las mujeres asegura realizar descanso en el uso de la píldora anticonceptiva, una cifra que se viene manteniendo en los últimos diez años.

En esta línea, Doval criticó esta actitud que consideró "cultural" y de la que argumentó que "no tiene ninguna base científica". "No se realiza en ningún otro país", aseguró Doval, "y no tiene ninguna razón de ser".

Aún así, los datos del informe apuntan a que este descanso se produce mayoritariamente --73 por ciento de los casos-- por recomendación médica y solo por iniciativa propia en el 27 por ciento de las situaciones.

EMBARAZO NO DESEADO

En conclusión, Doval alertó del riesgo de embarazo no deseado tanto por no uso de métodos anticonceptivos cuando si se tiene relaciones sexuales como por el uso de métodos no eficaces o el uso inconstante de ciertos mecanismos.

En total, el estudio cifra en 2.106.000 mujeres las que se encuentran en riesgo de tener un embarazo no deseado por la mala utilización de anticonceptivos, un 18 por ciento de las mujeres en edad fértil.

Por edades, las mujeres que presentan un mayor riesgo de embarazo no deseado son las de entre 45 y 49 años, seguidas de las de 25 a 29 años y de 40 a 44 años.

Frente a esto, Doval apostó por seguir aplicando campañas de formación e información sobre métodos anticonceptivos, así como una mayor implicación de estamentos institucionales para la mejora de la educación sexual con el objetivo de "desmitificar la anticoncepción".