El Consell apuesta por "municipalizar" la solidaridad y el voluntariado frente a la bajada de donaciones por la crisis

El contexto hará que un 2% de ciudadanos deje de aportar recursos a ONG y un 23% las reducirán, pero el número de voluntarios aumentan

VALENCIA, 4 (EUROPA PRESS)

La Conselleria de Inmigración y Ciudadanía apostó hoy por llevar hasta el ámbito municipal, el más cercano a la sociedad, la solidaridad y el voluntariado frente a la crisis económica que puede hacer que las donaciones particulares a Organizaciones No Gubernamentales (ONG) descienda.

Así lo indicó hoy el conseller de Inmigración y Ciudadanía, Rafael Blasco, en el transcurso del acto 'La municipalización de la solidaridad' al que asistieron numerosos alcaldes, concejales, y representantes de entidades no lucrativas. Asimismo, participaron en esta presentación la presidenta de la Federación Valenciana de Municipios y Provincias (FVMP), Elena Bastidas; el presidente de Cruz Roja en la Comunitat Valenciana, Fernando del Rosario; la presidenta de Unicef en la región, Bienvenida Guerrero y el vicepresidente de la Fundación Bancaja, José María Calatayud.

En el transcurso de esta presentación, Blasco alertó de que la crisis puede generar una reducción en las ayudas económicas que se destinen a las ONG, ya que, según un estudio, un 2 por ciento de los donantes dejará de aportar recursos económicos a causa de la crisis, y otro 23 por ciento reducirá sus aportaciones. No obstante, el conseller valoró que "lo verdaderamente notable es que, en este contexto, aumenta el número de voluntarios" en la Comunitat Valenciana.

De hecho, en el primer trimestre de 2009 se hicieron voluntarias una media de cuatro personas al día, frente a las 1,5 del año pasado, con lo que el número total de voluntarios de la región asciende a 240.000 personas. Al respecto, el titular de Inmigración hizo hincapié en que "el compromiso cívico de las personas está muy vivo en la ciudad".

En este contexto, Blasco resaltó que hay que "municipalizar la solidaridad" para que las entidades locales "continúen impulsando las políticas solidarias, más en un momento de crisis económica, en el que "es necesario que todos refuercen la colaboración al servicio de las causas más dignas para favorecer a los colectivos que más lo necesitan".

La Comunitat Valenciana cuenta con 240.000 voluntarios que trabajan en 1.900 organizaciones no gubernamentales, y entidades de distinto signo. Además la región tiene "la mejor red social de oficinas y centros dedicados a la asistencia social de los más desfavorecidos", así como 41 centros de voluntariado de Fundar, ubicados en las principales localidades. Blasco añadió que la fundación continuará ampliando el número de locales porque "lo mejor frente a la crisis es sumar esfuerzos".

Así, manifestó que "el acierto está en la proximidad", en el ámbito local, y añadió que "cada consistorio tiene que promover una ciudadanía activa al servicio de las personas con la implicación directa de las ONG de su zona para afrontar las necesidades sociales de cada municipio".

DISPOSICIÓN DE LOS AYUNTAMIENTOS

Por su parte, la presidenta de la FVMP, Elena Bastidas, mostró la disposición de los Ayuntamiento de la Comunitat para "colaborar conjuntamente", con el resto de entidades para hacer frente a las necesidades de los colectivos más desfavorecidos. De este modo, destacó que iniciativas como esta reunión son "la senda a seguir" con el objetivo de "vertebrar" toda la región para fomentar la solidaridad.

Bastidas coincidió con Blasco en la necesidad de "sumar esfuerzos Generalitat y Ayuntamientos", frente a lo que consideró como un "reto difícil", aunque sea, al mismo tiempo "una labor gratificante", subrayó.

El vicepresidente de la Fundación Bancaja, José María Calatayud, aseveró que ante retos como la crisis económica, o más recientemente, el brote de nueva gripe (o gripe AH1N1), hay que "poner de manifiesto los valores de la solidaridad para hacer frente a ambos con éxito". Añadió que este tipo de amenazas requieren "enfoques globales de perspectivas generales, pero acciones locales", por lo que los organismos locales "tienen mucho que decir y que hacer".

También participó en el acto el presidente de Cruz Roja en la Comunitat, Fernando del Rosario, quien calificó al voluntariado como "la expresión del mejor ciudadano responsable". Sin embargo, subrayó que este ejercicio "requiere apoyo", por lo que es necesario "el compromiso de todos, empresas, administración y entidades".

Finalmente, la presidenta de Unicef en la Comunitat Valenciana, Bienvenida Guerrero, aseguró que la solidaridad y el voluntariado "han logrado el cumplimiento de numerosos derechos" y que "la participación social comprometida es fundamental". Al respecto, agregó que esta sociedad, que, "en otras épocas recibió apoyo exterior, puede ser ahora solidaria y comprometerse con los demás".