El MARM inicia la segunda fase del acondicionamiento del cauce del río Palancia

CASTELLÓN, 21 (EUROPA PRESS)

El Ministerio de Medio Ambiente, y Medio Rural y Marino (MARM), a través de la Confederación Hidrográfica del Júcar, ha iniciado la segunda fase del acondicionamiento del cauce del río Palancia, entre el puente de la carretera comarcal de Soneja a Azuebar (Castellón), que da continuación a la iniciada el pasado mes de abril en Soneja, cuya inversión asciende a 156.518,37 euros.

Este proyecto forma parte del Plan E (Plan Español para el Estímulo de la Economía y Empleo), que incluye la inversión en la Comunitat Valenciana de más de 32,79 millones de euros con cargo al Ministerio de Medio Ambiente y Medio Rural y Marino. Con esta inversión se generarán en la Comunitat Valenciana 821 empleos, según informaron en un comunicado fuentes ministeriales.

Esta actuación se enmarca en el capítulo destinado a la conservación del dominio público hidráulico de la cuenca del Júcar, cuyo importe asciende a 5 millones de euros y generará 135 empleos.

El objetivo fundamental de la actuación es contribuir a evitar la "marcada" erosión que sufre la margen derecha del río Palancia. Para ello se realizará, mediante el movimiento de áridos, la conducción del agua por el centro del cauce y la posterior reconstrucción de los terraplenes, aportando estabilidad a las márgenes.

Se prevé la eliminación de barreras (diques, motas, muros) de forma que se aumente la capacidad de desagüe y se recuperen de las formas primitivas del río, mediante excavación de los meandros y movimiento de tierras. Se aumentará el canal fluvial en determinadas secciones y se estabilizará el trazado del cauce.

Esta actuación da continuación a la comenzada el mes de abril en el río Palancia, en Soneja, en la que se está actuando en un tramo de un kilómetro del río para adecuar y potenciar su uso social con la incorporación de una senda y áreas de descanso, y para la que se están invirtiendo más de 445.000 euros.

Para ambas actuaciones se han conjugado criterios ambientales, paisajísticos y socioeconómicos y, al mismo tiempo, se ha tenido en cuenta su contribución a la dinamización de la economía y empleo.