El nuevo puente sobre la ría de La Rabia quedará abierto mañana al tráfico con velocidad reducida

Se regulará la circulación durante los horarios de trabajo y con anuncios de precaución y limitación

SANTANDER, 21 (EUROPA PRESS) El consejero de Obras Públicas, Ordenación del Territorio, Vivienda y Urbanismo, José María Mazón, ha supervisado hoy la `prueba de carga' a la que se ha sometido el nuevo puente sobre la ría de La Rabia como paso previo a su apertura mañana viernes al tráfico de vehículos con velocidad reducida y anuncios "bien visibles" de precaución.

En la operación, a la que también han asistido los alcaldes de Comillas, María Teresa Noceda, y de Valdáliga, Lorenzo Manuel González, y el director general de Carreteras, Vías y Obras, Manuel del Jesús, se ha sometido a la estructura a unas pruebas de peso que han alcanzado las 200 toneladas, ha dado comienzo a las 8.00 horas y se prolongará hasta las 16.00 horas de hoy jueves.

Mazón anunció que el puente se abrirá al tráfico mañana, de forma regulada durante los horarios de trabajo y con anuncios de precaución y limitación de velocidad por la noche y los fines de semana, tras la superación de los controles de seguridad estructural que se están efectuando por los operarios de la empresa constructora y los técnicos de la Dirección General de Carreteras, Vías y Obras.

De esta manera se cumple el compromiso, anunciado hace meses por el consejero, de tener abierto este vial a lo largo del presente mes de mayo, subrayó la Consejería.

Además, Mazón avanzó que el segundo de los puentes, correspondiente a la ría del Capitán, se abrirá al tráfico a mediados del próximo mes de junio, mientras los técnicos esperan que el conjunto de las dos obras estén concluidas para su inauguración a finales del mes de julio.

El titular de Obras Públicas destacó el alto valor de la zona donde se están realizando las obras, desde el punto de vista medioambiental y paisajístico, y valoró muy positivamente los trabajos efectuados por la empresa ASCAN, adjudicataria del proyecto, que se ha atenido a unos factores constructivos "muy estrictos" para preservar los valores ecológicos del lugar.

Todo ello "ha condicionado" la duración de los trabajos, que no han sufrido ningún retraso respecto a las previsiones contenidas en el proyecto técnico, añadió Mazón, quien recalcó que "en todo momento se ha dicho la verdad" a los ciudadanos sobre la duración de los trabajos, que "tendrán un resultado espléndido, tal y como lo merece un lugar tan extraordinario como la ría de La Rabia.

PROYECTO

Por su parte los alcaldes de Comillas y Valdáliga resaltaron la magnitud del proyecto y el resultado excepcional que tendrá, encuadrado dentro de respeto a los valores ambientales del entorno.

Este proyecto se inserta dentro de las obras que se están realizando en ambos términos municipales e implican la construcción de dos estructuras sobre las rías de La Rabia y del Capitán, a lo largo de unos tramos de 254,65 y 445 metros de longitud, respectivamente.

En la ría de La Rabia, se ha concluido la construcción de una estructura de tipo mixto, formada por cuatro vanos de vigas sobre las que se ha dispuesto una losa de hormigón armado, mientas que en la ría del Capitán se está ejecutando un puente de vigas prefabricadas de hormigón pretensado.

En ambos casos, la actuación sobre la CA-131, Barreda-La Revilla, se prolonga antes y después de las estructuras, hasta permitir su enganche con la zona construida y, en la intersección de Oyambre, hasta enlazar con la calzada actual. Las dos estructuras estarán dotadas de iluminación realizada mediante luminarias.

Ambos puentes tienen una plataforma de 10,50 metros, formada por dos carriles de 3,25 metros, dos arcenes de 0,50 metros, y dos aceras a ambos lados de 1 y 2 metros de anchura, respectivamente. El conjunto se completa con barandillas de protección en ambas márgenes, señalización y balizamiento.