El PP dejará de formar parte del Gobierno de la Mancomunidad de Municipios de la Costa del Sol Occidental

PSOE, IU y los independientes de Ojén y Manilva alcanzan un pacto "de izquierdas y progresista" para quitar a los populares

MARBELLA (MÁLAGA), 15 (EUROPA PRESS)

El Partido Popular dejará de formar parte del equipo de Gobierno de la Mancomunidad de municipios de la Costa del Sol Occidental, después de que PSOE, IU, el Grupo Socialista Independiente de Ojén (GSIO) y Agrupación Socialista de Manilva (ASM) hayan sellado un acuerdo para formar un Ejecutivo progresista y de izquierdas, según anunciaron hoy en rueda de prensa.

El presidente de la Mancomunidad, Juan Sánchez, anunció que el PP dejará de formar parte del equipo de Gobierno del organismo mancomunado porque "lo han puesto para que no pueda ser de otra manera".

Este acuerdo se ha acelerado después de que el presidente del PP en Málaga, Elías Bendodo, asegurara que tras la moción de censura de Benalmádena, se abriría un proceso de negociación para presentar una posible moción de censura en la Mancomunidad y hacerse así con la Presidencia.

En este sentido, Sánchez lamentó que se rompa el gobierno de concentración y de acuerdo de todos los grupos políticos. "Hubiese sido importante" para el desarrollo del plan estratégico del litoral, pero el PP ha provocado esta decisión por su "actitud de deslealtad", manifestó.

Sin embargo, el presidente de la Mancomunidad continuará "con la mano tendida" por el bien de los 11 municipios que forman parte de este organismo y "espero que la confrontación política no dañe los intereses de los ciudadanos de la Costa de Sol".

"Seguiremos trabajando para hacerle ver al PP que el compromiso por los vecinos es más fuerte que los intereses partidarios", apostilló.

El lunes se realizará el traslado de delegaciones que estaban en manos del PP. Así, Nuevas Tecnologías pasará a cargo del Grupo Socialista Independiente de Ojén, Empleo será competencia de la Agrupación Socialista de Manilva y la delegación de Comercio será gestionada por la propia Presidencia de la Mancomunidad.

En cuanto a la segunda vicepresidencia que ostentaban los populares, el próximo pleno votará el acuerdo para que sea asumida por el Grupo Independiente socialista de Ojén.

También será el lunes cuando se traslade de forma oficial esta decisión a los populares, según explicó el presidente de la Mancomunidad, quien aclaró que este acuerdo seguirá adelante independientemente de lo que ocurra en la sesión plenaria del Ayuntamiento de Benalmádena, donde se aprobará la moción de censura y el PP se hará con el equipo de Gobierno.

OJÉN, LA LLAVE DE LOS ACUERDOS

Este organismo provincial está compuesto por 22 representantes de los municipios costasoleños, fijada la mayoría absoluta en 12. Actualmente, la Mancomunidad está compuesta por ocho representantes del PP, seis de Izquierda Unida, cinco del PSOE y tres de independientes de Ojén y Manilva. Si la moción de censura de Benalmádena prosperase, los socialistas se quedarían con cuatro representantes, la coalición de izquierdas con cinco, se mantendrían los tres de independientes de Ojén y Manilva, frente a los diez del PP.

Ante esta situación, los independientes se han convertido en la llave para que el PP accediera a la Presidencia, aunque finalmente, el alcalde de Ojén, José Antonio Gómez, líder del Grupo Socialista Independiente de Ojén abogó por fuerzas "estables y de progreso" para gobernar este organismo. "EL GSIO ha sido el punto de mira durante estas semanas. Por cortesía y educación hemos escuchado a todas las fuerzas políticas", aseguró en referencia al PP.

Sin embargo, los independientes de Ojén decidieron "continuar con el apoyo que hace dos años se nos ofreció en esta Mancomunidad y no romper con este compromiso que en otoño de 2007 se alcanzó con el Gobierno de la institución", encabezado por el ex alcalde de Casares, Juan Sánchez.

Por su parte, Emilio López, representante de ASM, destacó que se trata de un día "importante", no tanto por formar un equipo de Gobierno "de izquierdas, progresista y con la ilusión de alcanzar la modernidad" en la Costa del Sol, sino también porque se trata del comienzo de "una nueva etapa en la mancomunidad con el propósito de que nuestra gestión resulte rentable para los ciudadanos del litoral".

El secretario general del PSOE en Málaga, Miguel Ángel Heredia, explicó que fruto de la cooperación se le ofreció al PP un gobierno conjunto y los populares se hicieron cargo de tres delegaciones --Nuevas Tecnologías, Empleo y Comercio-- así como de la vicepresidencia segunda de la Mancomunidad.

Sin embargo, continuó Heredia, el PP "ha roto la baraja" en varias ocasiones, por lo "no pueden seguir ni un minuto más cogobernando esta institución".

Abogó por buscar estabilidad al organismo mancomunado, ante la "deslealtad institucional" del PP. "Juegan al poder por el poder, no todo puede ser el dinero. Los mercaderes no pueden entrar en el tempo de la política", añadió.

En el mismo sentido, se manifestó el coordinador provincial de IU, José Antonio Castro, quien apuntó a la "deslealtad institucional" como causa de este acuerdo que dejará fuera del Gobierno al PP.