El PP denuncia el "nuevo incumplimiento" de Turespaña con las obras del Parador de Morella

CASTELLÓN, 20 (EUROPA PRESS)

La diputada nacional del Partido Popular por la provincia de Castellón Andrea Fabra se mostró hoy "perpleja" por el "nuevo incumplimiento" de los plazos para el inicio de los trabajos del Parador de la localidad castellonense de Morella por parte de Turespaña, según informaron en un comunicado fuentes del partido.

Andrea Fabra realizó estas declaraciones cuando se cumple prácticamente un año desde que registrara una pregunta en la Comisión de Industria, Comercio y Turismo del Congreso de los Diputados sobre el inicio de las obras del Parador de Morella. La diputada popular afirmó que el PSOE "tiene la obligación de explicar a los morellanos por qué un proyecto presentado en 2003 sigue sin iniciarse 6 años después, cinco de los cuales Zapatero ha presidido el Gobierno de España".

"Este nuevo retraso es una falta de respeto a los habitantes de Morella y al tejido empresarial y turístico de la provincia de Castellón que, con tanto empeño, viene demandando esta infraestructura", indicó Fabra, quien añadió que "a los responsables de Turespaña se les han acabado las excusas para no licitar la obra porque desde principios de este año tienen la autorización de la Generalitat valenciana para hacerlo".

La diputada castellonense recordó que el pasado 28 de febrero el director general de Turespaña, Antoni Bernabé, afirmó que el inicio de las obras del Parador de Morella comenzarían "exactamente en dos meses".

"Un anuncio que se realizó justo cuando se cumplen siete años desde que un Gobierno del Partido Popular presentó por primera vez el proyecto, tras años de obstáculos y excusas por parte del Gobierno central y del Ayuntamiento de Morella, quienes han mostrado la nula voluntad política para construir dicha infraestructura", apuntó Andrea Fabra, quien aclaró que "esa autorización excluye la iglesia y el claustro de Sant Francesc, cuya licitación queda condicionada a que se subsanen las deficiencias del proyecto inicial".

La parlamentaria nacional manifestó que "una vez más son los ciudadanos las primeras víctimas de la inoperancia y la falta de compromiso de este Gobierno con nuestra economía y nuestro progreso".

Andrea Fabra recordó que "en caso de que los trabajos de remodelación se hubiesen iniciado en la fecha prevista, el 28 de abril, el propio Bernabé aseguró que las obras tendrían una duración de 36 meses, es decir, que en el mejor de los casos, estamos hablando de que el Parador de Morella no se abrirá nunca antes de 2012, lo que suponen 3 años de retraso sobre la fecha dada por el Gobierno socialista y 6 sobre las previsiones hechas por el Gobierno Popular".

La diputada popular consideró que este plazo es "inasumible por parte de la ciudadanía, especialmente en un momento como el actual de severa crisis económica, que demanda que se impulsen proyectos vitales para el despertar turístico de una provincia que sufre como ninguna otra la inactividad del Ejecutivo Central". Según dijo, "al ninguneo que sufre el Parador hay que sumar el último capítulo de reducción de 800.000 euros de la inversión destinada al Castillo de Morella"

Según se recoge en los propios presupuestos del Gobierno, el Estado invirtió entre 2002 y 2006 más de 1 millón de euros en el recinto amurallado, "sin embargo, en los dos últimos años, la cantidad se ha reducido a 198.000 euros, cantidad destinada exclusivamente a consolidar la muralla, petición hecha por la Generalitat valenciana", significó.

Andrea Fabra alegó que "la reducción resulta, como mínimo, curiosa, si se tiene en cuenta que se retiró la gestión a la Diputación de Castellón, alegando que de esta forma se incrementaría la inversión en el Castillo".

La diputada popular denunció "la doble vara de medir del PSOE en Castellón a la hora de criticar la tardanza de algunos proyectos e infraestructuras", pues --lamentó-- "mientras se les llena la boca con descalificaciones hacia Mundo Ilusión o el aeropuerto, proyectos que no han recibido más que zancadillas socialistas, los castellonenses tenemos un AVE que debía haberse inaugurado en 2007, un parador que debía funcionar desde 2006, un embalse de Arenós en el que se lleva trabajando desde 2005, dos desalinizadoras de los presupuestos de 2008 que ni siquiera se han empezado a construir, y un Corredor Mediterráneo y una ampliación de la Autovía de la Plana sin fecha".